Coronavirus paraliza trasplantes y afecta a pacientes en espera

IMSS Tijuana medicos cubrebocas coronavirus
Personal médico con cubrebocasOmar Martínez / Cuartoscuro

La Emergencia Sanitaria de Covid-19 suspendió los trasplantes con donadores vivos; quienes necesitan un riñón han tenido que extremar precauciones

México.- Tania estaba lista para el trasplante. Sus riñones dejaron de funcionar en 2019 y su padre estaba a punto de donarle uno de los suyos. Pero la operación tuvo que ser cancelada cinco días antes de realizarse, debido al coronavirus.

La Emergencia Sanitaria por el Covid-19, decretada el pasado 31 de marzo, provocó la suspensión de trasplantes de órganos de donantes vivos. Quienes padecen insuficiencia renal crónica, además de no poder recibir un riñón, deben acudir a tratamientos de hemodiálisis, que los pone en riesgo.

"La doctora explicó que si me operaban bajarían todas mis defensas y, como tendría que ir dos veces a la semana al hospital, no querían exponerme. Sentí que se paró el tiempo. Ya había preparado todo en casa y en el trabajo, pero entendí que fue lo mejor"Tania Huerta.  Joven en espera de un trasplante

De acuerdo con la Secretaría de Salud únicamente los procedimientos de donación considerados de urgencia nacional -hígado y corazón- pueden realizarse durante la contingencia por Covid-19. En ese sentido, la suspensión afectó a 17 mil 81 personas registradas en la lista de espera, según cifras del Centro Nacional de Trasplantes (Cenatra).

Monserrat, entre la espera del trasplante y el Covid-19

Monserrat Linares, de 26 años, se registró para recibir un riñón luego de ser diagnosticada con insuficiencia renal crónica, hace 6 años. Por la pandemia tendrá que seguir esperando el trasplante del órgano.

Al ser estudiante de sociología de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Monserrat puede acceder a servicios del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), como la hemodiálisis. Dado que el Hospital Regional 1 de la CDMX -al que acude para recibir tratamiento- es receptor de casos de Covid-19, debe extremar precauciones.

"En cuanto salgo de casa uso cubrebocas y guantes, me subo al coche evitando tocar cualquier cosa de afuera. Cuando llego a la sala de espera intento estar separada de las personas. Al entrar al área (de hemodiálisis) nos toman la temperatura, tenemos que lavarnos las manos y cambiarnos, la mayoría de las personas no se cambian pero yo sí, me pongo una pijama quirúrgica y un gorro"Monserrat Linares. Joven en espera de trasplante

Estas medidas Monserrat las repite cada tercer día (lunes, miércoles y viernes) como lo marca su tratamiento. De manera obligatoria desacata la recomendación de quedarse en casa pues de eso depende su salud.

El 6 por ciento de las personas que murieron por Covid-19, según cifras del Gobierno de México, padecía insuficiencia renal crónica.

Las personas receptoras de un órgano deben seguir con mayor cuidado las medidas de aislamiento que promueve el gobierno para prevenir contagios.

Denisse Partida Delgado, de 35 años, recibió un trasplante satisfactorio hace poco más de una década, tras dos procedimientos fallidos. Ahora toma medicamentos de por vida que le reducen las defensas, es decir, vive inmunodeprimida. 

La naturaleza de este tratamiento, indispensable para que su cuerpo no rechace el riñón que le dio su madre, provocó un cambio en su rutina, por la pandemia. Su esposo es ahora quien se encarga de lo esencial fuera del hogar.

"No salgo de casa. Estoy totalmente en cuarentena. Mi esposo se encarga de ir por lo necesario, él fue a la cita con mi nefrólogo en mi lugar y por el medicamento"Denisse Partida Huerta. Receptora de trasplante

De acuerdo con las autoridades sanitarias del país, hasta el 18 de abril se reportaron en total seis receptores de trasplantes contagiados de coronavirus, todos en el rango de los 20 a los 64 años. Cuatro de ellos recibieron un riñón y el resto un hígado. Hubo dos hospitalizados en estado grave y uno más intubado. Las precauciones que toma Denisse no son exageradas.

¿En qué estado hay más personas en espera de trasplante?

El estado de Jalisco lidera el conteo de las entidades con más personas dentro de la lista para recibir un riñón, tanto en números absolutos como en tasas por 100 mil habitantes.

De acuerdo con las cifras del Cenatra, al 31 de diciembre de 2019, en Jalisco hay 4 mil 400 personas en espera de un órgano. Esto es, una tasa de 56 pacientes por cada 100 mil habitantes. En proporción el segundo sitio lo ocupa Coahuila. La entidad tiene mil 457 personas en la lista para recibir un trasplante de riñón, o una tasa de 49 personas por cada 100 mil habitantes.

En el primer trimestre de 2020, antes de que se decretara la Emergencia Sanitaria por Covid-19, el Cenatra reportó la realización de mil 491 trasplantes, de los cuales 819 fueron de córnea y 621 fueron de riñón.

El último trasplante reportado en la base de datos del centro se efectuó el 26 de marzo, en la CDMX. Fue de córnea.

0
comentarios
Ver comentarios