25 de septiembre de 2021 | 18:41
Tecnología

Covid-19: Un detector de dióxido de carbono reconocería su concentración en el aire

Reconocer la concentración de Covid-19 en el aire prevendría los contagios en espacios cerrados y con poca ventilación.
Calles de CDMX
Compartir en

Un detector de dióxido de carbono (CO2) podría ayudar a reconocer la concentración de Covid-19 en el aire y, en consecuencia, prevenir contagios del virus entre un grupo de personas.

De acuerdo con especialistas, la medición de los niveles de CO2 en el aire puede advertir si la ventilación del lugar es adecuada y suficiente; en caso contrario, esto facilitaría la propagación del virus entre los asistentes.

En este sentido y ante el regreso a la “nueva normalidad”, es de suma importancia concretar investigaciones acerca de cómo reconocer la concentración de Covid-19 y así prevenir contagios.

¿Cómo ayuda un detector de CO2 para prevenir contagios de Covid-19?

Néstor Rojas, líder del Grupo de Investigación en Calidad del Aire de la Universidad Nacional de Colombia, indicó que el dióxido de carbono podría aprovecharse como un potencial indicador de niveles correctos de ventilación y de concentración de Covid-19 en el aire.

En los últimos meses, nuevas investigaciones han comprobado que el Covid-19 sí puede transmitirse a través de aerosoles; es decir, puede flotar y sobrevivir por el aire.

Como se ha advertido desde el inicio de la pandemia, la propagación del coronavirus ocurre con más facilidad en espacios interiores por un tema de ventilación.

“La medición de dióxido de carbono es útil porque este es exhalado cuando respiramos. Va junto con las partículas que respiramos, que pueden estar cargadas del virus (Covid-19) y quedar suspendidas en el aire.”

Néstor Rojas

Además, detalló que mejorar la tecnología de los detectores de CO2 sería muy útil para agilizar la medición de la concentración del virus en el aire.

A partir de estudios sobre la transmisión del coronavirus por aerosoles, se ha estimado que una buena ventilación se presenta en un espacio con una concentración de CO2 menor a 700 partes por millón (ppm); cifra que puede medirse con exactitud usando un detector más desarrollado.

Se recomienda la ventilación cruzada en espacios cerrados

Néstor Rojas aclaró que el flujo del aire de cualquier lugar, debe estar relacionado con el número de personas reunidas; en caso contrario, la ventilación será deficiente y aumentará la presencia de aerosoles.

La recomendación de los expertos indica que, en espacios cerrados, debe procurarse que la ventilación sea cruzada; con ventanas y puertas abiertas en lados opuestos. O, en su defecto, contar con un "potente filtro" para remover las partículas que flotan en el aire.

Asimismo, Rojas mencionó que los avances de la tecnología con respecto a los actuales detectores de CO2, permitirán que estos puedan adquirirse a bajo costo por cualquier tipo de establecimiento público con su reapertura.

“La medición de CO2 es sencilla y se puede realizar mediante unos sensores (de infrarrojo no dispersivo) de bajo costo que pueden ser utilizados por empresas o escuelas."

Néstor Rojas

Con información de Infobae