Avanza Panamá en protección a menores pero faltan indígenas: Unicef

Panamá, 28 Feb (Notimex).- El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) destacó hoy los avances de Panamá en la protección de los menores, pero advirtió los desafíos para reducir las inequidades que afectan sobre todo a las comunidades indígenas.

El estudio ?La niña indígena y el adolescente urbano: entre riesgos y oportunidades. Una agenda para la acción? fue presentado este martes por el ministro de Economía y Finanzas, Frank De Lima, y la representante de UNICEF en el país, Alma Jenkins.

El informe destacó que el éxito económico de Panamá ?ha sido un factor clave en la ampliación de la oferta de servicios y programas en las áreas de educación y salud? para beneficiar a los menores de 18 años de los sectores más vulnerables.

Panamá, con una población de 3.4 millones de habitantes, 12 por ciento de ellos indígenas, registra una pobreza general de 32.7 por ciento, aunque en las comunidades originarias el indicador alcanza el 96 por ciento.

?Los principales problemas que enfrentan los pueblos indígenas son el desempleo, los empleos de baja calidad y la existencia de brechas sistemáticas en la remuneración e ingresos, en relación a los ocupados no indígenas?, advirtió el estudio del UNICEF.

Aunque el informe destacó los avances de Panamá para dar cobertura en salud, educación y seguridad, también alertó sobre la necesidad de impulsar mecanismos para reducir las disparidades e inequidades que afectan a los indígenas y a la población afrodescendiente.

De Lima destacó que el informe servirá para potenciar programas sociales de distribución como la Red Oportunidades y la beca universal, con el fin de mantener la protección a los más necesitados.

En las zonas indígenas se registran las mayores tasas de mortalidad en menores de cinco años y los índices más elevados de desnutrición, además de presentar problemas para disponer de agua y saneamiento.

En las áreas indígenas se registra también una mayor prevalencia de personas con discapacidad respecto a las zonas urbanas.

En las zonas urbanas, los menores de entre 10 y 17 años de edad viven en un entorno de pobreza, inseguridad y violencia lo cual los expone a riesgos sociales y vulnerabilidades.

El informe identificó que Panamá debe fortalecer su estadística y sistemas de información sobre infancia, reducir las inequidades y generar políticas de desarrollo integral de los adolescentes.

NTX/AGI/RCJ

0
comentarios
Ver comentarios