EE.UU. dice que ha reducido "drásticamente" la espera para visados en Brasil

Washington, 27 feb (EFE).- El Departamento de Estado de Estados Unidos aseguró hoy que ha reducido "drásticamente" los tiempos de espera para solicitar un visado en sus consulados de Brasil, ante la creciente demanda de documentos de viaje en ese país suramericano.

La media que debe esperar un brasileño para ser entrevistado en los consulados de Río de Janeiro y de Brasilia ha descendido a "dos semanas o menos", señaló el Departamento de Estado en un comunicado.

A mediados de enero, Washington informó que la espera para conseguir una cita en la capital brasileña rondaba las seis semanas de media, mientras que en Río de Janeiro ya se había reducido a quince días.

En Sao Paulo, el consulado estadounidense con más actividad en Brasil, el tiempo de espera para las entrevistas ha bajado a "menos de 30 días", indicó hoy el Departamento de Estado.

"Al añadir personal, extender los horarios de entrevistas, y expandir las instalaciones, el Departamento ha reducido drásticamente los tiempos de espera que se experimentaron en el pico de la temporada alta el pasado verano", señaló el comunicado.

En enero pasado, la misión estadounidense en Brasil procesó más de 86.000 solicitudes de visado, un aumento del 60 por ciento respecto al mismo mes de 2011, indicó.

La mayoría de los brasileños reciben visados que les permiten hacer visitas cortas a Estados Unidos a lo largo de varios años, con lo que sus oportunidades de viajar al país norteamericano son "mayores que nunca", según el Departamento de Estado.

En los últimos años, Brasil ha disparado su demanda de visados tanto por turismo como por negocios, con 800.000 solicitudes en 2011, y EE.UU. se ha visto obligado a reforzar el personal de sus consulados y agilizar los trámites en el país.

El presidente estadounidense, Barack Obama, anunció en enero un plan para agilizar en un 40 por ciento la capacidad de los consulados estadounidenses de tramitar visados en Brasil y China en 2012.

Además, se comprometió a asegurarse de que el 80 por ciento de quienes soliciten visas de no inmigrante en esos países sean entrevistados en las tres semanas siguientes a recibir su petición.

Según el Departamento de Comercio, los brasileños gastan una media de 5.000 dólares en cada viaje a Estados Unidos.

0
comentarios
Ver comentarios