Puebla

Niña de 7 años pide a médicos que la dejen morir; no quiere seguir sufriendo violencia familiar

Maltrato infantilGuillermo Perea / Cuartoscuro

La hermana de Yaz, una niña de 3 años, murió hace un mes por broncoaspiración

México.- Yaz, una niña de siete años, pidió a médicos en el Hospital del IMSS “La Margarita” en Puebla que la dejen morir, debido a que sufre violencia familiar.

El gobernador Miguel Barbosa informó que la niña es atendida porque una vecina se dio cuenta que sufría frecuentemente violencia en su casa y decidió llevarla al hospital.

El 21 de agosto llegó al hospital “La Margarita” con una hemorragia interna por presunta perforación de intestinos; un pulmón dañado a golpes; con huellas de quemaduras hechas con cigarro en manos, brazos y estómago así como lesiones en el rostro y en la cabeza. La menor se encuentra en este momento intubada y con evidencias de abuso sexual.

Antes de que la intubaran, la niña supuestamente alcanzó a decir a los médicos que no la curaran, que la dejaran morir.

“Mejor quiero morirme, ya no me curen… no quiero regresar con mis padres para que me sigan pegando”Yaz

Muerte de su hermana levanta sospechas

El 28 de agosto la Fiscalía General del Estado de Puebla (FGE) informó que fueron detenidos los padres de la niña, Rafael “N” y Alejandra Viridiana “N”, a quienes se les señala como presuntos responsables de los delitos de violencia familiar y abandono de persona.

La Fiscalía informó que la niña presentaba síndrome del niño maltratado, tiene múltiples lesiones que ponen en riesgo su vida, infecciones y llagas presuntamente por falta de cuidado.

Primeros reportes señalan que Yaz vivía con su padre en el domicilio de la abuela paterna, pero también convivía con su madre. Sin embargo, la autoridades dijeron que también están en busca de un tío, quien presuntamente abusó sexualmente de ella.

No es la primera vez que Yaz ingresa al hospital por golpes y lesiones. En 2019, de acuerdo a las autoridades de Puebla, se tiene su ingreso al hospital en febrero, mayo y agosto.

El caso levantó sospechas sobre su hermana, de tres años, quien supuestamente murió de una broncoaspiración. La Fiscalía ya investiga si esta niña también fue maltratada.

Activistas y colectivos, entre ellas Frida Guerrera, acusan de omisas a las autoridades por el caso de la niña de tres años y exigen justicia por Yaz.

Con información de La Opinión, Proceso y El Sol de Puebla