Negocios

Dogecoin: Su valor supera el medio dolar y ya cuesta más que Nintendo

La mañana del martes, el Dogecoin logró cotizarse en más de medio dólar, convirtiéndose en la cuarta criptomoneda más valiosa del mundo
Compartir en
Por Karina H. BarreraMay 04, 2021 at 5:23 pm CDT

Dogecoin, la criptomoneda que surgió de una broma, ha alcanzado un nuevo valor máximo histórico: 50 centavos o bien, medio dólar (poco más de 10 pesos).

A casi tres meses de registrar un desempeño sorprendente, con el impulso del multimillonario Elon Musk, el Dogecoin comienza a volverse un tema muy serio.

Ante ello, los comerciantes en línea están más motivados que nunca para seguir impulsado al Dogecoin hasta alcanzar el valor de un dólar (20.21 pesos).

Dogecoin registra una capitalización de mercado de más de un billón de pesos

Fue la mañana del martes 4 de mayo de 2021 cuando el Dogecoin de hecho sobrepasó la barrera del medio dólar, al cotizarse en 53 centavos.

De acuerdo con Robert Hart, especialista de Forbes, esto equivale a un aumento del 36 por ciento en el precio de la criptomoneda comparado con el día anterior.

Pero si se compara con los nuevos datos con los registrados la semana pasada, su desempeño es más que soprendente, pues su valor ha subido un 95 por ciento.

Ahora, el Dogecoin registra una capitalización de mercado de 69 mil millones de dólares (más de un billón 394 mil millones de pesos).

Dogecoin ya vale más que Nintendo y el banco Santander

Así, la criptomoneda surgida de un meme se ubica como la cuarta más valiosa del mundo, sólo detrás del bitcoin, ethereum y Binance Coin.

Para darse una idea del gran salto en valor que alcanzó el Dogecoin, Hart  señala que su precio actual es mayor al de instituciones como:

  • La empresa de videojuegos Nintendo
  • El fabricante de automóviles Mitsubishi
  • El banco Santander

¿Piensas invertir en Dogecoin gracias a su impactante desempeño? Robert Hart advierte que como todas las criptomonedas, es de naturaleza muy volátil.

Esto quiere decir que un día su valor puede estar por las nubes y al siguiente estar en cero.

Con información de Forbes