Llama México a evitar deterioro de derechos humanos en Siria

Por Gabriela Sotomayor. Corresponsal

Ginebra, 28 Feb (Notimex).- México llamó hoy al Consejo de Derechos Humanos (CDH) de las Naciones Unidas (ONU) a evitar que los acuerdos internacionales "se conviertan en letra muerta" durante el debate urgente celebrado hoy sobre el deterioro de la situación en Siria.

En el caso de Siria, ?resulta fundamental que la comunidad internacional afirme claramente que no está dispuesta a tolerar que las normas básicas del derecho internacional se conviertan en letra muerta", afirmó el diplomático mexicano Ulises Canchola.

La comunidad internacional tiene la responsabilidad de actuar de manera oportuna y decisiva cuando se utiliza la violencia indiscriminada en contra de la población civil, agregó el representante permanente alterno ante organismos internacionales.

"El principio de no intervención encuentra su límite cuando están en juego valores esenciales de la comunidad internacional y se presentan violaciones graves a los derechos fundamentales de los pueblos y de los individuos, más aún cuando éstas han sido calificadas de crímenes contra la humanidad", subrayó.

Estados Unidos señaló por su parte que el discurso pronunciado por el embajador de Siria, Faysal Hamaoui, y su retador abandono de la sala son un reflejo de lo que está sucediendo en ese país.

El discurso incendiario del representante de Damasco y su retirada de la sala son un reflejo de la naturaleza "delirante" del gobierno sirio, argumentó la embajadora estadunidense Eileen Ch. Donahoe.

En la sesión de esta tarde el embajador sirio abandonó la sala donde sesiona el CDH alegando que el debate urgente que sostiene la comunidad internacional es "ilegítimo" y "estéril".

?Este Consejo es un juguete en manos de algunos países?, sostuvo el embajador sirio.

Argumentó además que "atiza las flamas del terrorismo? para propiciar una intervención armada que además manipula la necesidad de asistencia humanitaria "por fines políticos".

La embajadora de Estados Unidos afirmó en un encuentro con la prensa que "todo lo que se oyó decir al embajador de Siria son comentarios fuera de contacto con la realidad".

Donahoe aseveró que el referéndum celebrado el fin de semana pasado en Siria para reformar la Constitución fue ?una farsa y una burla a los procesos democráticos", mientras que ?el pueblo sirio está en medio de una crisis humanitaria que ellos mismos crearon".

Se espera que el debate iniciado este martes en el CDH continúe hasta el jueves próximo con la adopción de una resolución que condene las "violaciones generalizadas y sistemáticas de los derechos humanos y las libertades fundamentales por parte de las autoridades sirias?.

El texto en discusión urge al régimen sirio a que ?permita la entrada de asistencia humanitaria".

Más de 70 oradores se han inscrito para tomar la palabra y la mayoría ha mostrado su compromiso con el pueblo sirio que, a consideración de la ONU, está siendo víctima "de una carnicería".

Países como China, Rusia, Cuba, Ecuador y Venezuela defendieron al gobierno del presidente sirio Bashar al Assad al pronunciar sus discursos, por lo que se espera que no se unan al consenso para adoptar la resolución y llamen al voto.

Sin embargo, la embajadora de Estados Unidos recordó que al contrario de lo que pasa en el Consejo de Seguridad de la ONU, "aquí en el Consejo de Derechos Humanos nadie tiene el derecho al veto".

NTX/GS/JGN/

0
comentarios
Ver comentarios