Nacional

Avión que trae a Emilio Lozoya hace escala en Canadá

Emilio Lozoya.Archivo Cuartoscuro

La escala tienen como objetivo la recarga de combustible y revisión de documentos; se espera llegue a la CDMX a la medianoche. 

México.- El avión oficial que tiene la misión de traer a México a Emilio Lozoya, exdirector de Pemex acusado de corrupción, aterrizó esta tarde en Gander, Canadá, como parte de una escala técnica.

El avión Bombardier Challenger 605, matrícula XB-NWD, que traslada a al exfuncionario federal hizo una parada para recarga de combustible y revisión de documentos.

Se espera que la aeronave retome vuelo dentro de las próximas horas y aterrice en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) alrededor de la medianoche de este viernes 17 de julio.

La aeronave despegó esta mañana de Madrid, España, luego de completarse el proceso de extradición ante el requerimiento de la Fiscalía General de la República (FGR).

Emilio Lozoya Austin se desempeñó como director general de Pemex de 2012 a 2016, durante el sexenio de Enrique Peña Nieto. De acuerdo con la indagatoria en su contra, durante la campaña de 2012 recibió sobornos millonarios de la constructora brasileña Odebrecht para asegurar contratos durante su gestión.

Además, se le imputan irregularidades en la aprobación de la compra a sobreprecio de la planta de fertilizantes Agro Nitrogenados, por la cual se pagaron más de 200 millones de dólares a lo que debía concretarse. En términos formales, la FGR lo acusa de: cohecho, asociación delictuosa y operaciones con recursos de procedencia ilícita. El imputado es acompañado en el vuelo por el agregado de la Fiscalía en Europa y España y Europa, Luis Alejandro Cervantes Vázquez.

Cabe recordar que Emilio Lozoya fue detenido en el sur de España el pasado mes de febrero en cumplimento de un requerimiento judicial de la FGR, luego de pasar más de 9 meses como prófugo de la justicia. El propio presidente AMLO ha declarado que el presunto delincuente "va hablar" y que cuenta con videos que podrían exhibir a otros funcionarios involucrados en hechos ilícitos.