El Lloyds tiene unas pérdidas atribuidas de 3.260 millones de euros en 2011

Londres, 24 feb (EFE).- El Lloyds Banking Group, cuyo 41 por ciento está en manos del contribuyente británico, tuvo unas pérdidas atribuidas en 2011 de 2.787 millones de libras (unos 3.260 millones de euros), por el pago de unas indemnizaciones relacionadas con la comercialización de seguros de protección de pagos (PPI).

En un comunicado remitido hoy a la Bolsa de Valores de Londres, el Lloyds señaló que en 2010 las pérdidas atribuidas habían llegado a 320 millones de libras (unos 374 millones de euros).

A pesar de estas abultadas pérdidas, la institución bancaria ha puntualizado que está en una posición más fuerte que hace 12 meses.

Las pérdidas brutas alcanzaron en 2011 a 3.542 millones de libras (unos 4.144 millones de euros), frente al beneficio bruto de 281 millones de libras (unos 328 millones de euros) en 2010.

Los ingresos netos del Lloyds totalizaron el año pasado 12.698 millones de libras (unos 14.856 millones de euros), un ascenso de 1,2 por ciento respecto al mismo periodo del año anterior.

El consejero delegado, Antonio Horta-Osorio, indicó hoy que en 2011 la institución actuó "rápidamente" y de manera "decisiva" para mitigar los efectos de un medio ambiente de "desafío" al poner en marcha un plan estratégico de recuperación.

De esta manera, el banco ha fortalecido su balance, ha disminuido el riesgo y se redujeron los costes, agregó.

En cuanto a las primas, Horta-Osório ya ha indicado que renunciaba al cobro de su prima correspondiente a 2011.

No obstante, el banco ha subrayado que su paquete de bonificaciones para 2011 es de 375 millones de libras (unos 438 millones de euros), una caída del 30 por ciento frente a 2010.

El bono promedio que recibirá cada uno de sus 100.000 empleados será de 3.900 libras (unos 4.563 millones de euros).

En las últimas semanas ha habido polémica en el Reino Unido por la decisión de algunos directivos bancarios de cobrar sus bonificaciones anuales a pesar de la crisis financiera, lo que obligó a algunos a renunciar a ellas.

La institución bancaria ha puesto en marcha una amplia reestructuración, con el recorte de 15.000 empleos y la supresión de 632 sucursales.

0
comentarios
Ver comentarios