Exhiben obras de Raúl Anguiano en El Paso, Texas

(Semblanza)

México, 25 Feb. (Notimex).- La exposición ?Magnificent México: 20th Century Modern Masterworks?, que ofrecerá el Museo de Arte de El Paso, Texas, hasta el próximo 27 de mayo, contiene obras de grandes muralistas, como Diego Rivera, José Clemente Orozco y Raúl Anguiano, quien nació el 26 de febrero de 1915.

Las 43 piezas que integran la muestra, que también incluye a artistas como Dr. Atl, David Alfaro Siqueiros, María Izquierdo y José Guadalupe Posada, entre otros, pertenecen a los museos Nacional de Arte, Nacional de la Estampa, de Arte Carrillo Gil y al Centro Nacional de Conservación y Registro del Patrimonio Artístico Mueble.

La finalidad de la exposición, que cuenta con el apoyo del Instituto Nacional de Bellas Artes, es dar a conocer las costumbres, cultura y folclor del país, que ha forjado y construido la historia de México a través de los años.

Raúl Anguiano, considerado uno de los mejores muralistas del país, nació en Guadalajara, Jalisco, y desde una corta edad desarrolló el gusto por la pintura, por lo que a los 12 años se inscribió en la Escuela Libre de Pintura, del Museo de Guadalajara, en donde aprendió de la mano de Ixca Farías.

Tiempo después abandonó la escuela para autoformarse dentro de las artes, por lo que se unió al grupo de intelectuales y artistas llamado "Bandera de provincias", conformado por Agustín Yánez, José Guadalupe Zuno y Jesús Guerrero Galván, entre otros.

El gusto del padre de Anguiano por la política hizo que descuidara la fábrica de zapatos que poseía, por lo que las finanzas de la familia se vinieron abajo y Raúl se vio en la necesidad de trabajar como maestro de dibujo.

En 1934 perdió su empleo como maestro, así que organizó un remate de sus pinturas, y con escasos recursos económicos emprendió un viaje a la capital del país, en donde contactó a los pintores Jesús Guerrero Galván (1910-1973), Máximo Pacheco y Juan Manuel Anaya, con quienes formó la llamada Alianza de Trabajadores de las Artes Plásticas.

Ese mismo año, Anguiano inició la elaboración de su primer mural, en los cubos de la escalera de la Escuela "Carlos A. Carrillo", y tiempo después, a los 21 años, realizó su primera exposición en el Palacio de Bellas Artes, en donde presentó algunas de sus obras relacionadas con el movimiento obrero, como "La fundición" (1934) y "La fábrica" (1935).

En 1936, al fundarse el Instituto Politécnico Nacional (IPN), el pintor participó con cinco murales exteriores; además de que se adhirió a la Liga de Escritores y Artistas Revolucionarios (LEAR), al lado de Silvestre Revueltas, Juan de la Cabada y Octavio Paz, entre otros.

Para 1952, Anguiano participó como miembro fundador del Salón de la Plástica Mexicana, y cuatro años después recibió la insignia "José Clemente Orozco", que el Congreso del Estado de Jalisco le otorgó por sus méritos artísticos.

Siete años después fungió como profesor de artes plásticas en la Universidad Nacional Autónoma de México, y a partir de 1976 fijó su residencia temporal en California, donde pasó grandes temporadas produciendo linóleos y otro tipo de obras.

El 29 de diciembre de 2005 Anguiano ingresó al Beverly Hospital, en California, con los síntomas de un resfriado que se agravó rápidamente, mostrando pocas mejorías, por lo que lo trasladaron a la Ciudad de México.

Para la maniobra, se dispuso un avión de la fuerza aérea que envió la Presidencia de la República, y al llegar al Hospital Militar capitalino, unos días después de su ingreso, falleció el 13 de enero de 2006.

Tras su muerte, Jorge Asbun Bojalil publicó las libretas de apuntes de Raúl Anguiano, en 2011, en donde se da cuenta de la pasión del pintor por el arte plástico, así como de su afición por la escritura, la cual no llegó a conocerse lo suficiente.

NTX/JKM/RML

0
comentarios
Ver comentarios