Columnas

Tengo otros datos: Acueducto el Zapotillo, la historia de corrupción que deja sin agua a León

Proyecto El Zapotillo Gobierno de México

El gobierno de la 4T tiene contemplada la obra hidráulica El Zapotillo, como una de las obras de mejoramiento de infraestructura económica del país.

La controversia en la obra hidráulica "El Zapotillo" en Jalisco.

La corrupción en México en el periodo neoliberales ha sido un fenómeno que ha estado presente en distintos sectores, incluido el agua y un claro ejemplo de esto es el proyecto del acueducto El Zapotilloque debía de proveer del vital líquido a los hogares de León y que por distintos problemas e irregularidades de la empresa española Abengoa así como de los gobiernos de Felipe Calderón, Enrique Peña Nieto y las administraciones locales, la obra no se ha concluido y ha costado millones de pesos al erario y la sed a los habitantes de la ciudad más importante de Guanajuato.

La obra hidráulica para dotar de agua potable a los leoneses lleva atraso de más de una década, sobre costos esto debido a la mala planeación, falta de estudios de impacto ambiental, no contar con los permisos de derecho de vía, negligencia y malas prácticas del concesionario del proyecto, así como de las administraciones federales y locales.

La empresa española fue favorecida con créditos blandos por parte de la Banca de desarrollo para financiar el proyecto; la dispensa de multas por los atrasaos y lo más lamentable el corporativo hispano tuvo la desfachatez de poner como garantía la concesión de la obra hidráulica para un préstamo de su matriz en España con un banco estadounidense.

El proyecto del Zapotillo, se planeó con dos obras, la presa y un acueducto, que fueron licitados entre 2009 y 2011, pero no sin controversia de por medio.

La presa se desarrolla sobre el Río Verde, en los estados de Jalisco y Guanajuato, con el propósito de transferir agua de este río a la cuenca del Río Lerma, y así brindar agua potable a ambos estados.

Según datos de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), se estima que el proyecto permita transferir un volumen cercano a los 120 millones de metros cúbicos anuales, y con ellos abastecer de agua potable a León, Guanajuato, a Guadalajara y a Los Altos de Jalisco.

En marzo de 2010 se firmó el acuerdo de entendimiento entre Conagua, Gobierno del Estado, Municipio de León y el Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de León (Sapal) para confirmar, ratificar y comprometer el interés de las partes, así como establecer el financiamiento del Proyecto de la Presa y el Acueducto.

Para el 2011 la empresa española Abengoa que gano la licitación para la concesión de la obra del acueducto cerró la financiación a largo plazo, sin recurso con el Banco Nacional de Obras y Servicios (Banobras) y el Fondo Nacional de Infraestructura (Fonadin), del proyecto de la construcción, operación y mantenimiento del acueducto El Zapotillo, en Jalisco, para dotar de agua a la ciudad de León, Guanajuato.

Un documento de Conagua de 2012 contemplaba una inversión total para el proyecto de la presa como del acueducto y está era de 13 mil 375 millones de pesos, que serían ejercidos entre 2006 y 2015, fecha en que se contemplaba que la obra estaría lista. Tan solo el acueducto se adjudicó un monto de 4 mil 500 millones de pesos.

En octubre de 2014 se celebró el Convenio de Apoyo Financiero (CAF) entre Banobras; el Fonadin; el Gobierno Federal por conducto de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) a través de Conagua y del Organismo de Cuenca Lerma-Santiago-Pacífico, en el Fideicomiso Irrevocable de Inversión, Administración y Fuente de Pago No. 2197 "Acueducto Zapotillo- Los Altos de jalisco - León, Guanajuato".

La inversión total del proyecto del acueducto fue de aproximadamente 640 millones de dólares. El 43.6 por ciento de la inversión la aportó el Fonadin, mientras que 56.4 por ciento restante se financió mediante un crédito sin recurso por 177 millones de dólares y aportación de equity de Abengoa.

El costo del acueducto El Zapotillo representa en la actualidad casi el doble de los 7 mil millones proyectados en 2011. Esta obra se planeó para beneficiar a 1.4 millones de habitantes de León y 350 mil de los Altos de Jalisco.

Granaderos y agricultores del ejido Agua de Obispo, en San Juan de los Lagos, se opusieron desde el 2014 a la construcción del acueducto El Zapotillo. Científicos de la Universidad de Guadalajara se han opuesto también al proyecto hidráulico debido a que este tiene problemas técnicos que pueden provocar un conflicto a la población.

Las obras de construcción del acueducto entre el estado de Jalisco y León, sufrieron retrasos debido a las dificultades para obtener los derechos de vía, de acuerdo con un comunicado de Sapal de junio de 2016.

La Secretaria del Medio Ambiente y Recursos Naturales, (SEMARNAT), suspendió a finales del 2016 los trabajos de la obra hidráulica por no contar con los permisos correspondientes de cambio de uso de suelo, teniendo que cambiar el trazo del mismo, lo que ha ocasionado retrasos y un incremento en los costos.

Tras la suspensión de la obra, la única disposición que había hecho Abengoa de su crédito autorizado con Banobras fue por 219.95 millones de pesos. Las subsecuentes disposiciones no se han realizado por retrasos en derecho de vía.

La constructora española presentó desde el 2015 una severa crisis financiera a la que muchos han señalado que se debió a malos manejos y que la empresa era refugio de ex burócratas españoles, tan solo en 2016 perdió casi 158 mil millones de pesos que le obligaron al retiro de inversiones en diversos proyectos como el acueducto El Zapotillo pese a que recientemente se había anunciado una alianza para tratar de reactivar la obra.

Abengoa México, incumplió en noviembre de 2015 con el pago de intereses de cuatro emisiones de certificados bursátiles por un monto total de 2.15 millones de pesos.

La trasnacional ibérica notificó en marzo de 2016 a la Comisión Nacional del Mercado de Valores de España que obtuvo un préstamo de 137 millones de euros destinado a pagar la nómina de sus trabajadores y cubrir los suministros críticos de la empresa.

Para obtener el préstamo, Abengoa presentó como garantía las acciones de AtlanticaYield, que cotizan en Nueva York. Pero, además, el préstamo incluyó otras garantías, como la filial AbeimaTeyma Zapotillo S de RL de CV, constituida en 2012 para apoyar en la construcción del acueducto que suministrará agua para León, Guanajuato.

También quedó como garantía la empresa Abengoa México SA de CV, que fue la que obtuvo en septiembre de 2011, junto con la firma española Abeinsa, la concesión para la construcción y operación por 25 años del acueducto de El Zapotillo.

El Instituto de Pensiones del Estado de Jalisco (Ipejal) adquirió en noviembre de 2015, 700 bonos que costaron 603 millones de pesos, y que dos semanas después de la última adquisición de bonos de deuda de Abengoa, la empresa española entró en la categoría de preconcurso, que, en otros términos, es la antesala de la bancarrota.

¿Por qué se atrasó la obra hidráulica El Zapotillo?

Con la quiebra del corporativo en España y en México, el valor de los bonos en marzo de 2019 era de 3.98 pesos de acuerdo con las compañías valuadoras. Por el capital invertido, intereses y amortizaciones que no ha pagado, Abengoa debe al Ipejal 705 millones de pesos.

La empresa española, presentó en 2019 la cuenta de los recursos que exige como indemnización por más de 2 mil 378 millones de pesos y así poder terminar la obra.

El gobierno de la Cuarta Transformación tiene contemplado el acueducto El Zapotillo dentro de las obras de mejoramiento de la infraestructura económica del país a mediano plazo (2021-2025), con una inversión de 13 mil millones de pesos, según datos la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El Gobierno de Andrés Manuel López Obrador tendría que emprender una investigación del ¿por qué se atrasó la obra hidráulica? y la corrupción que hay, tanto de la empresa española, como de los gobiernos federales y locales.

De acuerdo con Transparencia Internacional, “la crisis de agua es una crisis de gobernabilidad, provocada en gran medida por la corrupción que se encuentra diseminada por todo el sector”.