Sorprendente

Surfista australiano golpea a tiburón para salvar a su esposa de ataque

Tiburón blancoGetty Images

La mujer fue trasladada de emergencia a un hospital por las múltiples lesiones que le provocó el animal de tres metros de longitud

Lo que parecía un fin de semana perfecto para aprovechar las olas del mar de Australia terminó en una historia de terror para una pareja de surfistas. Una mujer de 35 años fue atacada por un tiburón, y su esposo no dudó en golpear al enorme animal para salvarla.

Los hechos sucedieron el fin de semana en Shelley Beach, en Port Macquarie en el estado de Nueva Gales del Sur, Australia. Chantelle Doyle de 35 años surfeaba con su esposo cuando un tiburón blanco la mordió en la pantorrilla derecha y en la parte posterior del muslo.

Un hombre saltó sobre un gran tiburón blanco y lo golpeó para salvar a su esposa cuando la atacó en una playa en Australia, ella está recuperandose en un hospital. pic.twitter.com/WmD6VNEWRW

— Carlos Quirarte (@cquirarte) August 16, 2020

Mark Rapley, esposo de Chantelle, no dudó ni un momento en acercarse al tiburón para tratar de salvar a la mujer. El surfista recuerda que se le ocurrió golpear los ojos del escualo para que perdiera la vista y soltara a su esposa, porque su pierna estaba aprisionada en la enorme mandíbula.

De inmediato, otros dos surfistas que se encontraban en el área ayudaron a Mark Rapley a llevar a su esposa a la orilla para que recibiera asistencia por parte del Surf Life Saving NSW. Doyle fue trasladada a un hospital, donde se encuentra estable después de una cirugía en la pierna.

En Australia se ha producido un nuevo ataque de tiburón blanco a un surfista. El chico de quince años ha fallecido. En la misma playa, Wooli Beach, hace cinco semanas murió otro deportista por el mismo motivo. Este año han muerto ya 5 personas en Australia por ataques de tiburón pic.twitter.com/rxlYXZVIDT

— Matías Prats López (@matprats) July 12, 2020

El director ejecutivo de Surf Life Savinf NSW, Steven Pearce, informó que los socorristas y salvavidas se movilizaron para cerrar las playas en el área. En Australia se monitorean constantemente las playas con drones y motos acuáticas ante el aumento de ataques de tiburones en los últimos meses.