Sorprendente

Niña de 11 años degolló a su compañera porque le dijo "gorda"

Natsumi TsujiTwitter

La niña tenía excelentes notas y un coeficiente intelectual de 140; puntaje que sólo tiene el 0.5 por ciento de la población

Una niña de 11 años degolló a su compañera de escuela porque le dijo "gorda". Ocurrió en junio del 2004 en Japón, cuando Natsumi Tsuji, invitó a su víctima a un salón vacío para presuntamente enseñarle un nuevo juego.

Allí, Natsumi sentó a la otra niña en una silla, le quitó los anteojos y los apoyó en un banco. Le dijo que iba a morir, pero Satomi Mitarai, de 12 años, no salió huyendo porque pensó que todo se trataba de un juego. Entonces, Tsuji le cubrió los ojos con una de sus manos y clavó un cúter en su cuello. 

Natsumi Tsuji, la niña que degolló a una compañera

Natsumi Tsuji tenía 11 años cuando degolló a una compañera de la escuela primaria Okubo, en Japón, porque esta le había dicho "gorda" una semana antes. Tras el asesinato, durante el cual también cortó las muñecas de su víctima, la niña salió del salón y bajo las escaleras con su ropa ensangrentada.

Uno de sus compañeros tomó varias fotos que la policía prohibió en Internet, sin embargo, existe una que hasta el momento no se sabe si es una imitación, o se trata de la verdadera imagen de la niña posando orgullosa de su crimen. Y es que anteriormente, cuando su madre le pidió que dejara de jugar básquet debido a que sus calificaciones habían bajado, Natsumi se concentró en películas de terror y creó su propio blog haciéndose de un nombre en el mundo gore.

La vida de Natsumi Tsuji

Natsumi Tsuji nació el 21 de noviembre de 1992 y su infancia fue normal; sacaba excelentes notas e incluso tenía un coeficiente intelectual de 140, puntaje que únicamente tiene el 0.5 por ciento de la población. Pero cuando su profesor la vio entrar al aula con la ropa llena de sangre y esta lo siguió hasta donde estaba el cuerpo de Satomi Mitarai, lo único que atinó a decir fue "he hecho algo muy malo".

Cuando llegó la policía, la niña confesó y dijo que lo tenía planeado cuatro días atrás, cuando se había peleado con su amiga a través de Internet. Fue enviada a un reformatorio a dos años de reclusión, que después se convirtieron en cuatro. En 2013, con 20 años, fue liberada y se trasladó con su familia a un lugar desconocido.