Sorprendente

Camina por la calle sólo con un cubrebocas puesto

SemidesnudoSimon Dawson / REUTERS

El sujeto se paseó por distintas tiendas vestido únicamente con un cubrebocas

Este viernes 24 de julio, un hombre con cubrebocas caminó semidesnudo por Oxford Street, en Londres, empleando la mascarilla para cubrirse los genitales, luego de que las autoridades decretaran su uso obligatorio en todas las tiendas.

Y pues... no nadie podría juzgarlo por haber salido sin cubrebocas, porque en realidad sí portaba uno, aunque no lo hacía para protegerse la boca y la nariz, de lo que se trata su uso. Ahora una foto de su peculiar desnudo se ha hecho viral en Internet.

Mientras caminaba empoderado y, curiosamente sin calzado, el atractivo joven llamó la atención de cientos de transeúntes que se mostraron asombrados, divertidos y conmocionados, y que además aprovecharon para capturar el momento en sus teléfonos.

De hecho, la fotografía que circula ampliamente por redes sociales fue capturada por el fotógrafo de Reuters, Simon Dawson, desde la oficina de uno de sus edificios sobre la calle del distrito comercial más popular del centro de Londres.

Londres ha hecho que sea obligatorio el uso de cubrebocas en bancos y tiendas, pero los niños pequeños y las personas con afecciones médicas afectadas por una mascarilla están exentos.

SemidesnudoSimon Dawson / REUTERS

Mercados al aire libre

Asimismo, un mercado que funcionará todos los fines de semana hasta el 20 de agosto, se implementó "teniendo en cuenta a la comunidad local" y para atraer visitantes, al aire libre y detrás de las tiendas de Oxford Street. Entre las medidas de seguridad están el que sólo se permite que los clientes ingresen en grupos de 16.

Además, los pagos serán únicamente con tarjeta y habrá estaciones de desinfectante de manos instaladas por todo el sitio, pantallas en puestos y equipo de protección individual para todos los trabajadores. El programa de entretenimiento que incluye DJ en vivo y arte callejero entretendrá a los visitantes y se sumará a la atmósfera alegre del mercado.