Captan en video ataque de delfines a pez globo para “drogarse” con su veneno

Delfines
DelfinesInternet

Los delfines molestaron tanto al pez, que este terminó liberando tetrodotoxina, un veneno que al menos para los humanos resulta mortal. 

Hace un par de años, un estudio realizado por diversas instituciones educativas reveló que los delfines poseen comportamientos muy similares a los de la sociedad humana, debido a que estos cetáceos, como los homo sapiens, viven en grupos y mantienen relaciones complejas. 

Un reciente video de la BBC podría comprobarlo, ya que captó a un grupo de estos animales atacando a un pez globo, no para comérselo, sino para “drogarse”.

La grabación forma parte de Spy in the Wild, una serie de televisión documental grabada en Sudáfrica, que con el uso de más de 30 "criaturas espías" animatrónicas, lograba captar la vida animal sin alterar su comportamiento.

En el video, de casi dos minutos se puede ver a cinco delfines emerger de las profundidades del mar, uno de ellos con un pez globo en el hocico.

Ya en la superficie queda libre el pez, sin embargo, los cetáceos continúan acosándolo, soltándole ligeros mordiscos de vez en cuando o sosteniéndolo nuevamente con el hocico para sacudirlo.

Ante ello, el también llamado puercoespín de mar comienza a secretar tetrodotoxina o tetrogodina, sustancia que guarda en el hígado y a veces la piel, para descargarla ante alguna amenaza.

¿Por qué atacaron los delfines al pez globo?

La tetrodotoxina hace que el pez globo tenga un sabor muy desagradable y a menudo resulta letal para los peces, pero no para los delfines. 

De acuerdo con la narración de Spy in the Wild, los delfines no buscaban comerse al pez, sino molestarlo, precisamente para que liberara su veneno y así “obtener un efecto narcótico”.

Cuando los delfines consiguen su objetivo, se les ve “disfrutando del viaje”, como se diría coloquialmente, mientras el pez huye apresuradamente del lugar, aparentemente sin lesiones.

De acuerdo con National Geographic, para los humanos, la tetrodotoxina es mortal, ya que es hasta mil 200 veces más venenosa que el cianuro. Un sólo pez globo contiene suficiente tetrodotoxina para matar a 30 seres humanos adultos y hasta la fecha no existe un antídoto para la sustancia.

0
comentarios
Ver comentarios