Se niega a alimentar a su perro y lo abandona en un refugio

El hombre dijo que lo había encontrado en un parque y luego lo abandonó.

Brewster, un perro en condiciones deplorables de salud, llegó a un refugio animal pesando únicamente siete kilos y sin energía para caminar, pero el amor que le brindaron fue suficiente para que sobreviviera.

Bueno, el amor y otras cosas... como semanas comiendo cada dos horas en pequeñas porciones y bebiendo mucha agua. Así, gracias a personal del 'Adopt a boxer rescue', el can salió de la increíble desnutrición en la que se encontraba.

Todo empezó cuando un hombre llegó con Brewster en sus brazos al refugio y lo dejó allí, argumentando que lo había encontrado en el parque, pero tras algunas averiguaciones se supo que el sujeto era realmente su dueño.

Agentes revisaron el departamento de Anthony Esteves y no encontraron ni una sola bolsa de alimento para perro, por lo que ahora se enfrenta a cuatro años de cárcel por negarse a alimentar al perro.

Afortunadamente Brewster se recupera cada vez más y se encuentra en proceso de adopción:

"Él lo está haciendo muy bien, ganó seis libras (casi tres kilos) en la primera semana que lo tuvimos. Su temperamento no podría ser mejor. Él es el perro ideal, muy simpático con todo el mundo", dijo Amy Swift, trabajadora del refugio.

Brewster update - October 15 eveningOur volunteers had another brief visit last night. Brewster has already started... Posted by Adopt a Boxer Rescue on viernes, 16 de octubre de 2015

Con información de pulzo.

0
comentarios
Ver comentarios