miércoles 17 de julio de 2019 | 12:37
Sorprendente

Demanda a sus padres por destruir su porno; quiere 1.6 mdp de indemnización

Ximena Molina lun 15 abr 2019 09:36
Foto propiedad de: Christian Erfurt / Unsplash

Según el demandante, la colección valía más de medio millón de pesos.

La pornografía, además de ser una forma de entretenimiento, también es una de las industrias más poderosas a nivel mundial y su consumo puede generar adicción y problemas sociales o de pareja, pero como en todo, siempre hay casos más extremos que otros y para muestra, basta un botón: 

Aunque parezca increíble, en Michigan, Estados Unidos un hombre ha decidido demandar a sus padres por haber destruido su preciada colección de pornografía que, según él, valía más de medio millón de pesos (29 mil dólares) pues además de ser bastante amplia, incluía material que ya está descontinuado. 

Puedes leer: Le diagnostican adicción al porno a sus 17 años

Por los agravios, el hombre está exigiendo a sus progenitores que lo indemnicen con 1.6 millones de pesos (86 mil dólares), y a pesar de que su padre admitió haber destruido las 12 cajas llenas de material para adultos por su bien y para evitar que siguiera teniendo problemas pues cuando era más joven lo habían expulsado dos veces de la escuela por vender porno a sus compañeros de clase.

Foto: chuttersnap / Unsplash

Ahora bien, quizá te estés preguntando que hacía todo ese porno en la casa de los padres del demandante. Resulta que el sujeto tuvo que volver a vivir a la casa donde pasó su juventud, luego de que se divorciara (desconocemos si su afición tuvo algo que ver en la separación), ahí pasó un año haciendo las labores domésticas en lugar de pagar renta hasta que un día, tuvo una discusión tan grave con su padre que fue necesaria la intervención de la policía para evitar que la situación se saliera aún más de control. 

Recomendamos: ¿Adicción al porno? Estas apps podrían ayudarte

Entonces, el hombre del que se desconoce su nombre pues se encuentra inmiscuido en un asunto legal, se mudó a vivir a Illinois y pasado un tiempo, sus padres fueron a visitarlo para entregarle las pertenencias que había dejado en su antiguo hogar, pero en esa mudanza faltaba el gran tesoro que hoy ha causado la disputa.