Nacional

FGR no solicitó prisión preventiva para Emilio Lozoya; enfrentará proceso en libertad

Emilio Lozoya AustinRodolfo Angulo / Cuartoscuro

Al no solicitarse la medida cuatelar de prisión preventiva, Lozoya podrá continuar su proceso en libertad usando un brazalete electrónico.

México. - El ex director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, fue vinculado a proceso este martes 28 de julio, por delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, sin embargo enfrentará dicho procedimiento en libertad. 

Durante la audiencia que se desarrolló este día, el juez de control José Artemio Zúñiga resolvió vincular al ex funcionario por el delito señalado, en la modalidad de adquirir un bien inmueble dentro de territorio nacional, con conocimiento de que los recursos utilizados proceden de una actividad ilícita.

No obstante, debido a que la Fiscalía General de la República (FGR) no pidió como medida cautelar la prisión preventiva, el señalado por haber recibido sobornos para aprobar la compra con más de 200 millones de dólares de sobreprecio de la planta de fertilizantes Agronitrogenados, llevará su proceso en libertad.

Por ello, el exfuncionario únicamente queda sujeto a cumplir otras medias preventivas que se extenderán hasta la conclusión del proceso en su contra y por las cuales en primera instancia, continuará vigilado por la policía ministerial mientras se encuentre internado en el hospital.

De la misma forma, el juez determinó que una vez que sea dado de alta, Lozoya podrá ser trasladado a cualquier otro lugar, siempre y cuando sea dentro del país, además de que deberá acudir al Reclusorio Norte los días 1 y 15 de cada mes, para cumplir con la entrega de documentos y presentación de firma.

Además, con la intención de evitar una posible fuga del país, el impartidor de justicia estableció que la administración, se encargará de reguardar los pasaportes y visas, mientras que para establecer de manera constante la ubicación del imputado, ordenó que se le coloque un brazalete electrónico. 

El juez concedió el pedido de seis meses para el cierre de la investigación complementaria, esto luego de que la FGR argumentó que requiere de mayores datos de prueba con asistencia internacional, “para conseguir los documentos de apertura de cuentas en las Islas Vírgenes”.