Nuevo León

El presidente nacional de Morena tachó de "conservadores" a quienes protestaron previo a un encuentro con militantes de NL

México.- El presidente nacional del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Mario Delgado, acusó al gobierno de Jaime Rodríguez Calderón, "El Bronco", en Nuevo León (NL), de usar provocadores políticos para "reventar" el evento que dicho partido tenía programado para esta mañana en la ciudad de Monterrey. 

En una serie de mensajes difundidos a través de su cuenta de Twitter, Mario Delgado calificó de "conservadores" a las personas que se manifestaron en contra de la posible candidatura de Clara Luz Flores para el gobierno de NL, y expuso que quienes están en contra de la llamada "Cuarta Transformación", son quienes por años han saqueado a Nuevo León y tienen miedo de ser desplazados por Morena

Aclaró que aún no está definida ninguna candidatura en el estado, y que éstas se determinarán por encuestas. Recordó que en el caso de NL, Morena se presentará en coalición con el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Partido Encuentro Solidario (PES) y el Partido del Trabajo (PT). En un encuentro que tuvo que realizarse vía zoom con algunos integrantes de la militancia, Delgado acusó directamente al gobernador Jaime Rodríguez del "zafarrancho" registrado horas antes. 

"Aunque el Gobierno del Estado nos haya mandado provocadores, empezamos con el pie derecho y les decimos que vamos a pintar de Morena Nuevo León (...) Los verdaderos militantes saben que ese tipo de prácticas no las tenemos en nuestro partido porque este es un movimiento plural"Mario Delgado

Quienes reventaron el evento en el que íbamos a platicar con la militancia de #Morena, son operadores del gobierno de Nuevo León. Los conservadores quieren seguir saqueando el estado y tienen miedo que el poder que tanto daño le hizo a Nuevo León, sea desplazado por #Morena

— Mario Delgado (@mario_delgado) November 22, 2020

Gobierno de Nuevo León rechaza acusaciones de Mario Delgado sobre evento de Morena

Por su parte, en un comunicado, el gobierno de Nuevo León se deslindó de las acusaciones de Mario Delgado, y aseguró que siempre ha promovido una línea de respeto con los distintos partidos políticos. En ese sentido, rechazó la participación de algún integrante del gobierno o vinculado en la estructura gubernamental, en los "incidentes violentos" de la asamblea de Morena

"Este gobierno no interfiere ni ha interferido jamás en la vida interna de ningún instituto político; por el contrario, en todo momento ha impulsado un diálogo respetuoso, franco y constante con todas las fuerzas políticas"Comunicado gobierno de Nuevo León