CDMX

Defienden Gran Rueda; es parte de un proyecto integral en Reforma, dice Mercado

Patricia MercadoJavier Lira / Notimex

La funcionaria explicó que el proyecto cuenta con el aval del INAH, INBA y el Auditorio Nacional.

México.- La secretaria de Gobierno de la Ciudad de México, Patricia Mercado, explicó que la rueda de la fortuna que se colocará en un costado del Auditorio Nacional forma parte un plan integral de rehabilitación del Paseo de la Reforma, en el que se incluye la Línea 7 del Metrobús que correrá de Periférico a Indios Verdes, a través de esta importante vía.

La Gran Rueda CDMX estará ubicada en un espacio conocido como La Hondonada, a un costado del centro de espectáculos, desde donde se podrá apreciar una gran vista del bosque de Chapultepec y del poniente de la ciudad. El proyecto atraerá a los más de 11 millones de visitantes anuales que tiene Chapultepec.

Mercado Castro explicó que se tomó la decisión de mudar el proyecto luego de que los vecinos mostraran su preocupación por su ubicación original, a un costado del Museo de Arte Moderno. Ante esto, se optó por mudarlo a La Hondonada, justo en un terreno de cinco mil metros cuadrados que el gobierno recuperó recientemente tras un litigio de años, que actualmente se utiliza como estacionamiento y en donde se habían construido algunos locales comerciales que actualmente están abandonados.

“Además, en mayo o junio de este año empieza la construcción de la línea 7 del Metrobús, que va de Indios Verdes hasta Periférico por Reforma, y entonces saldrán todos los microbuses y autobuses que hacen congestionamiento en este momento, sobre todo en la tarde en la zona del Metro Auditorio”, recordó la funcionaria, en entrevista con la agencia Notimex.

Sobre los recursos que se destinarán a la Rueda, se indicó que éstos provienen enteramente de la iniciativa privada, que pagará alrededor de 600 mil pesos mensuales a la administración capitalina para hacer uso del terreno, que serán utilizados en obras dentro del mismo bosque.

Finalmente, Mercado señaló que el nuevo proyecto cuenta con el aval y visto bueno del Auditorio Nacional, que celebra la recuperación del espacio, así como de los institutos nacionales de Bellas Artes (INBA), y de Antropología e Historia, que no encontraron impedimentos técnicos.