Internacional

Donald Trump: lo vetan de Twitter incluso para elección de 2024

Twitter no reactivará la cuenta de Donald Trump incluso si el magnate contiende en la elección de 2024.
Compartir en
Por Angeles PilladoFebruary 10, 2021 at 3:35 pm CST

México.- Twitter confirmó el veto permanente a Donald Trump, incluso si el magnate decide contender de nuevo en la elección para la Presidencia de los Estados Unidos en 2024.

Tras una revisión minuciosa a las publicaciones de la cuenta @realDonaldTrump por parte de la red social, Twitter, esta determinó que suponían un riesgo de “incitación a la violencia” principalmente por el modo en que eran recibida e interpretadas tanto dentro como fuera de la plataforma de comunicación.

De acuerdo con un vocero de Twitter que cita Mashable, el veto al expresidente Donald Trump no se levantaría ni siquiera para una eventual campaña política en el año 2024.

Dos días después del asalto violento en el Capitolio de Washington DC, la red social había tomado la decisión de vetar permanentemente a Donald Trump, señalando que si bien la plataforma se basaba en construir una relación directa entre usuarios con líder políticos, las cuentas no podían estar por encima de las normas comunitarias incitando a la violencia.

¿Por qué vetó Twitter a Donald Trump?

El 8 de enero de 2021, Twitter vetó permanentemente la cuenta de Donald Trump tras un bloqueo de 12 horas por la publicación de tres tuis que atentaron contra las normas comunitarias de la red social.

Dos días antes, el 6 de enero, simpatizantes de extrema derecha del entonces presidente de los Estados Unidos irrumpieron de forma violenta en el Capitolio tras un discurso que el político pronunció donde disputaba la legitimidad de los resultados de la elección presidencial del 3 de noviembre de 2020 donde perdió frente a Joe Biden, el candidato del Partido Demócrata.

Twitter acusó a Donald Trump de “glorificación a la violencia” y previó que las aseveración del republicano podrían representar una oleada de incidentes violentos antes de la toma de protesta de Joe Biden como nuevo presidente de los Estados Unidos el 20 de enero, contradiciendo directamente el mensaje de “transición ordenada”.