23 de septiembre de 2021 | 07:14
Internacional

Vacuna de Moderna es autorizada en Israel

Israel se convierte en el tercer país en darle “luz verde” a la vacuna de Moderna, luego de Estados Unidos y Canadá
Vacuna contra el coronavirus
Compartir en

Este martes 5 de enero, Israel autorizó el uso de la vacuna contra el Covid-19 creada por la empresa farmacéutica de origen estadounidense Moderna Inc., informaron la propia compañía y el Ministerio de Salud israelí.

Con la autorización de Israel de la vacuna de Moderna, se convierte en el tercer país en darle “luz verde” luego de Estados Unidos y Canadá. Es la primera fuera de América del Norte.

"El Ministerio de Salud de Israel ha acordado seis millones de dosis y se espera que las primeras entregas comiencen en enero", señaló Moderna en un comunicado el lunes.

Sin embargo, el ministro de Salud de Israel, Yuli Edelstein, precisó que todavía se desconoce el número exacto de dosis que llegarán en enero.

"Tan pronto como las vacunas lleguen, las usaremos. Si la compañía quiere adelantar la llegada, estaremos encantados".

Yuli Edelstein. Ministro de Salud de Israel

Por su parte, el director general del Ministerio de Salud de Israel, Hezi Levy, confirmó el acuerdo de importación de la vacuna de Moderna, aunque aclaró que aún se está discutiendo la fecha de llegada de las dosis y no especificó el tamaño del lote que llegará.

Vacunación acelerada en Israel

Desde el 19 de diciembre que el gobierno de Israel comenzó a vacunar a su población con el inmunizante de Pfizer/BioNTech, ha logrado inocular a más de 1 millón 300 mil personas, superado únicamente en cantidad de vacunados por China y Estados Unidos.

Además, Israel tiene el promedio de personas vacunadas más alto del mundo con más de 80 mil personas cada 24 horas. Las autoridades israelíes se han fijado como meta ser el primer país en vacunar a toda su población que consta de 9 millones de habitantes aproximadamente.

Una de las razones para lograr esta vacunación acelerada se debe a que a diferencia de otros países, la población de Israel no tiene la necesidad de trasladarse hasta los grandes hospitales o centros médicos para vacunarse, sino que el gobierno realiza la distribución las dosis directamente a las sedes de los cuatro proveedores en todo el país, desde las grandes urbes de Tel Aviv o Jerusalén hasta los pueblos más pequeños y desolados.

Israel también ha coordinado una fuerte campaña de concienciación sobre la eficacia y seguridad de las vacunas, así como en la temprana adquisición de varios millones de dosis.