Obama califica de "extremistas" ideas de Romney

Romney carece de ideas serias, se niega a "aceptar" las responsabilidades que conlleva ser presidente y maneja argumentos deshonestos que podrían volverse contra él en los debates que mantengan frente a frente.

Mitt Romney es presa de "posturas extremistas" en temas económicos y sociales y no hay duda alguna que las impondría de ser elegido mandatario, dijo el presidente estadounidense Barack Obama en un intento por desacreditar a su rival republicano en el mayor momento político de su vida.

En entrevista Obama dijo que Romney carece de ideas serias, se niega a "aceptar" las responsabilidades que conlleva ser presidente y maneja argumentos deshonestos que podrían volverse contra él en los debates que mantengan frente a frente.

Obama ofreció además un vistazo sobre cómo gobernaría en un segundo mandato con un gobierno dividido, insistiendo con optimismo que las fuerzas de las elecciones ayudarían a sacar a Washington de su estancamiento. Agregó que estaría dispuesto a aceptar compromisos con los republicanos, confiando en que algunos de ellos preferirían llegar a acuerdos que formar parte de "uno de los Congresos menos productivos en la historia de Estados Unidos".

Principalmente, Obama rebatió a Romney incluso antes que su oponente acuda a la Convenciön Nacional Republicana, que comenzará el lunes en Tampa, Florida. Al hacerlo, el mandatario dijo que su rival tiene ideas acumuladas que están muy alejadas de la política dominante sin posibilidad de dar marcha atrás.

"No puedo hablar de los motivos del (ex) gobernador Romney", dijo Obama. "Lo que sí puedo decir es que ha adoptado posiciones, posiciones extremas, muy coherentes con las adoptadas por un buen número de representantes republicanos. Y si realmente cree en ellas o no, no tengo la menor duda que cumpliría algunas de las cosas de las que ha hablado".

Obama habló el jueves antes de iniciar un largo fin de semana con su familia en Camp David, el retiro campestre presidencial en las montañas de Maryland.

El presidente se mostró relajado pero rehuyó una y otra vez a ciertas preguntas, mencionando incluso temas personales sobre Romney y su compañero de fórmula Paul Ryan en sus respuestas sobre las estrategias profundamente diferentes para ayudar a la clase media.

Romney, un exitoso ex empresario con una firma privada de inversión de capital y ex gobernador de Massachusetts, se presentará por televisión ante millones de personas el próximo jueves cuando acepte de forma oficial la postulación republicana durante la convención de su partido. Se ha descrito a sí mismo como una alternativa de mentalidad empresarial a Obama, insistiendo en su dedicación a restaurar los millones de empleos perdidos en cuatro años de presidencia demócrata y la dirección que lleva el país, acosado entre otras cosas por su enorme endeudamiento.

0
comentarios
Ver comentarios