Deportes

Acusan a Chicharito Hernández de tener mala actitud en el Galaxy

ChicharitoMexsport

El delantero solo tendría comunicación con Jonathan Dos Santos, mientras que ya habría problemas con sus demás compañeros. 

Siguen las malas noticias para Javier Chicharito Hernández en el Galaxy de Los Angeles. Y es que no solo son los malos resultados y su bajo nivel de juego en el equipo, ahora lo acusan de tener una mala actitud dentro del vestidor del conjunto angelino. 

De acuerdo al periodista Diego Cora, de ESPN, las lesiones y el bajo nivel de juego no han sido los únicos problemas de Javier Hernández en el cuadro del Galaxy, también su actitud.

Y es que asegura le reveló una fuente cercana al club, que el Chicharito tiene una actitud muy "creída", incluso más que Lionel Messi y Cristiano Ronaldo juntos, pues no habla con nadie en el vestidor mas que con su compatriota, Jonathan Dos Santos

"Es Cristiano Ronaldo y Messi juntos se cree. Se habla solamente con un jugador de su misma nacionalidad (probablemente Jonathan Dos Santos) y con el resto no se habla. Los demás jugadores lo miran ya medio de costado. Se cree una mega estrella", señaló el periodista en el programa Jorge Ramos y su Banda. 

¿Se acuerdan cuando lo que enamoraba del Chicharito a la gente era su humilda'? Qué tiempos aquellos, caray...

pic.twitter.com/4IhI7jj0PN

— renacova (@renacova) October 16, 2020

Según el periodista, Chicharito ya habría mostrado una actitud así desde su paso en el Bayer Leverkusen y West Ham, mientras que ahora en el Galaxy, uno de sus compañeros dijo: "Este se cree Cristiano Ronaldo y es un exjugador", señaló. 

Esto coincide con las palabras de Sebastián Lletget, uno de sus compañeros en el equipo, quien en días pasados comparó al mexicano con Zlatan Ibrahimovic, asegurando que todo "era más fácil" con Ibra.

Cabe mencionar que el delantero mexicano solo ha logrado marcar un gol en los nueve encuentros que ha disputado con el equipo de Los Ángeles, el cual no sabe lo que es ganar con él en el terreno de juego, con un saldo de dos empates y siete derrotas, seis de ellas de manera consecutiva.