Columnas

De ‘selfies’, serenatas y estrategias fallidas

Mariachi para López-Gatell

Entre selfies, serenatas y el covid, la estrategia fallida hace que la pandemia continúe y se propague. Sigue cobrando vidas.

"Una flecha en el aire,
cielito lindo, lanzó Cupido,
si la tiró jugando,
cielito lindo, a mí me ha herido.
Ay, ay, ay, ay,
Canta y no llores,
Porque cantando se alegran,
cielito lindo, los corazones".
Quirino Mendoza y Cortés, Cielito lindo

891,160 infectados y casi 89,000 muertos por covid ha significado una estrategia mal planeada y peor desarrollada. Ni reconocimientos ni menciones de la comunidad internacional dan esperanza a los familiares de los que han fallecido.

Hugo López-Gatell actúa mal y con una soberbia inaudita. Porque, si bien es cierto que todo el mundo ha sufrido los estragos de la pandemia, algunos epidemiólogos han tenido la humildad de escuchar otros razonamientos, invertir en ciencia e investigación y fomentar directrices tan sencillas como el uso de cubrebocas.

Y si bien algunos líderes mundiales también iniciaron resistiéndose al uso masivo de tapabocas, a realizar pruebas de detección y a imponer cuarentenas, ante el número de contagios y decesos entendieron la necesidad de modificar el manejo de algunas de las acciones.

En México, no. De hecho el presidente AMLO asegura que la estrategia de su gobierno contra la pandemia de coronavirus “está funcionando” y descarta hacer cambios en los esfuerzos. Ello pese a que varios estados presentan un repunte en contagios y que México registró entre enero y septiembre de 2020 ¡un exceso de mortalidad del 37% comparada a otros años! “Nos está funcionando la estrategia en general. Lo que tenemos que hacer es seguir convocando a todos a cuidarnos, sin medidas autoritarias... Nosotros estamos más en la idea de que se convenza a la gente y se ha logrado, porque el pueblo de México es excepcional, es mucha pieza es un pueblo con mucha cultura, muy responsable”.

Me apena tener que decirle al señor presidente que no es necesario haber leído a Platón, Freud, Nietzsche y Lacan para entender la diferencia entre el deseo y la realidad en el comportamiento en crisis del sujeto contemporáneo...

Y estas acciones continuarán y en manos de López-Gatell, ya que “el rebrote estaba contemplado” (se refiere a un REPUNTE), con lo cual la realización masiva de pruebas para el público en general seguirá considerándose poco funcional...

Si bien, mismo eso puede decirse ha sido un tanto cuanto diferenciado cuando se sabe que tan solo en ambas cámaras legislativas se han realizado más de 10 mil pruebas entre legisladores y trabajadores. Cuando se conoce que a López Obrador se le realiza una prueba a la semana, y que a gobernantes locales, como es el caso de Claudia Sheinbaum, cada 15 días. Ya la población en general, que “es mucha pieza”, se pregunta el porqué de las diferencias. ¿No se supone que no habrían privilegios?

Pero hablemos de lo que ha seguido:

Un grupo de mujeres del ‘Club Oficial de Fans del Dr. Hugo López-Gatell’ “sorprendiendo” al servidor público llevándole una serenata a Palacio Nacional con motivo del Día del Médico, a la par que Six Flags México reabre sus puertas “a la diversión para miles”....

Oiga, “doctora”, la Raza y Nutrición ya no tienen camas disponibles, los contagios se están desbordando, ¿qué hacemos?
-Que abran Six Flags.

— Lai, con Fuerza Moral💥 (@laishawilkins) October 24, 2020

Han habido funcionarios que han anunciado estar contagiados cuando hay dudas de su quehacer y que retornan a sus responsabilidades en cuanto las interrogantes cesan. O los que creen tener síntomas de covid (aunque en público aseguran no creen en la enfermedad), para que luego sus pruebas resulten negativas. Eso sí, el cubrebocas puede seguir siendo dispensable.

Hasta los que han enfermado y fallecido a menos de 72 horas de haber estado sesionando estar en el pleno del Senado de la República. Lamentable la pérdida de un senador, sin duda. A lo que solo se le agrega la ofensa al resto de los legisladores al haber asistido el primero a sabiendas de que estaba infectado. La extinción de 109 fideicomisos bien lo valía...

Al final lo que está ocurriendo es que, entre selfies, serenatas y el covid como razón —y excusa—, ya nadie sabe ni puede estar seguro de nada; ni siquiera de la honestidad y el compromiso de sus autoridades.

Y mientras eso ocurre, la estrategia fallida permite que la pandemia continúe y se propague. Que siga cobrando vidas e hiriendo el corazón de tantísimos mexicanos.