Columnas

Van nuevos prospectos por gubernatura de Michoacán

Silvano Aureoles Conejo.Cortesía

 El gobernador no tiene mucha tela de dónde cortar

Se perfilan nuevos prospectos en el ambiente político de Michoacán, frente a los polémicos personajes que han salido a la palestra.

Y es que desde hace dos meses y medio el nombre de Valentín Rodríguez comenzó a sonar como uno de los aspirantes a encabezar una gran coalición; el empresario aguacatero asegura que se requiere un gobierno de honestidad, de trabajo y prosperidad para el Estado, “que es el deseo de todo el que quiere llegar a gobernar, aunque la realidad es que unos pueden y saben y otros no”.

El pulso político revela que el todavía gobernador perredista, Silvano Aureoles Conejo, no tendrá mucha tela de donde cortar por simples razones, su medio hermano Antonio García Conejo ha presionado mucho para ser quien encabece una gran coalición contra Morena, el partido a vencer, sin embargo, los números no le dan y tiene los suficientes negativos.

De igual manera, el secretario de gobierno, Carlos Herrera; el diputado local Antonio Soto; el aspirante del PRI, Víctor Silva, además de Alfonso Martínez, ex alcalde de Morelia, quien no tiene buena imagen como resultado de los problemas ocasionados por la mala administración durante el tiempo que estuvo al frente del Ayuntamiento.

Al parecer Morena en Michoacán tampoco tiene los mejores perfiles. El caso del senador Cristóbal Arias ha creado disgusto entre grupos y organizaciones feministas, ya que en su haber cuenta con un escándalo en el que se le acusa de intentar asesinar a su esposa con un cuchillo. Los grupos de mujeres locales lo califican como intolerante, violento, provocador y de “armas tomar”.

Y el alcalde de Morelia, Raúl Morón, a quien constantemente se le ve haciendo declaraciones populistas como la de terminar con los baches en seis meses, tiene a la capital del estado en muy malas condiciones en materia vial, además de otros aspectos.

No hay que olvidar que el también profesor, integrante y ex líder de la CNTE en Michoacán, es bien recordado entre la ciudadanía por haber quemado la puerta del Palacio de Gobierno en una de las tantas manifestaciones de la sección XVIII, además de haber organizado largos plantones y tomas carreteras que afectaron al Estado y ocasionaron cuantiosas pérdidas económicas en el sector productivo, empresarial y comercial.

Finalmente, Movimiento Ciudadano, el Partido Verde Ecologista y el Partido del Trabajo, aún no han definido abiertamente cuál será su estrategia para permanecer en la vida política del estado.