Acoso Textual. Trolls al servicio de…

Los mexicanos y los chiapanecos en especial a todo le encuentran el lado o más bien provecho.

Le dieron la vuelta al asunto de Pemex y se lo pusieron a ordeñar, vieron que era un jugoso negocio con impensables ganancias, se volvió en un entramado de la corrupción. A tal grado que participan funcionarios de primer nivel.

Que vieron la posibilidad de colgarse de los cables de la Comisión Federal Electricidad y hasta nombre le encontraron, es así que le pusieron ?diablitos?. Le hallaron también que poner al revés el medidor giraba al contrario y con eso el monto del recibo bimensual del servicio llegaba bajo.

Ahora con el cambio de modalidad en el prepago por el servicio de energía eléctrica, seguramente le van a encontrar de burlar y birlar a la CFE.

En la política una manera de ganar buenos dividendos y beneficios es volverse líder de colonia para ?vender? tendencias y definir elecciones.

Ya sé, seguramente estarán pensando ?y los comunicadores qué?; efectivamente están los empresarios de la comunicación que cuentan con sendas residencias y vehículos de lujo; viajan en primera clase a países que la prole ni en sueños visitará.

Son los dueños de esos medios de comunicación obsoletos, de esas emisoras de radio que ya no sirven a la comunidad; televisoras que envían mensajes manipuladores para que los poderes del país hagan lo que se les plazca con los recursos del pueblo con esa perversa y sucia relación entre Estado y los medios de comunicación.

Hoy, el nuevo trabajo son los llamados CEO, Social Manager y los troles; estos últimos se presentan a cobrar mes a mes a las oficinas de gobierno de los tres niveles. Su papel: denostar, destruir la reputación de quien se les ponga en frente o les ordenen sus patrones. O simplemente atacarlo de manera sistemática.

Esa es la gran diferencia del (mal llamado) ?periodismo ciudadano?, que desde la sombra de un seudónimo, desde la cobardía de un apodo denotan y exhiben a las personas con razón o sin razón.

Quienes tenemos ya algún tiempo en esto y usamos nuestro nombre de pila, el que está asentado en un acta de nacimiento, en una credencial de elector y ante Hacienda, nos arriesgamos a ser víctimas de estos patanes cibernéticos.

Lo arriba comentado es por el reciente comentario que hice acerca del papel de la Unach, su rector y su secretario académico. De este último ya es un coto de poder de hace algunos años en el mismo lugar.

O será que el área de difusión de la Máxima Casa de Estudios chiapanecas tenga su equipo de troles listos para ?como perros rabiosos- atacar a quien ose criticar a la mano que les da comer; en lugar de utilizar su Derecho de Réplica (plasmado en la Constitución). Lo que queda claro que ni los funcionarios creen en las instituciones.

HOMO TEXTUAL

Presunta reunión en el DF entre Pablo Salazar Mendiguchía y el senador Azteca Luis Armando Melgar Bravo, levantó ámpula en el medio político y periodístico chiapaneco? Dicen los ?oraculeros? que el encuentro va rumbo a la sucesión de quien se sienta en la silla del gobierno del estado de Chiapas? Serán peras o manzanas, pero ya quedaron en entre dicho los diputados eduardos, federal Eduardo Zenteno y local, Eduardo Ramírez Aguilar? Al primero lo ubican como desleal y traidor, y al segundo como falto de talento para ser al menos, candidato a suceder a Manuel Velasco? Aunque es muy temprano, ¿no? ¿O será que es por el Horario de Invierno?

Correo: [email protected]

0
comentarios
Ver comentarios