En Suecia, el mejor hospital del mundo; en México, las oficinas de Salud más caras

En Suecia, el mejor hospital del mundo; en México, las oficinas de Salud más caras
Las Secretarías de Salud y Economía y el SAT deberían preocuparse menos por tener nuevas oficinas y más por la salud y el bienestar de los mexicanos.

Las Secretarías de Salud y Economía y el SAT deberían preocuparse menos por tener nuevas oficinas y más por la salud y el bienestar de los mexicanos.

A todas luces, el Hospital Nuevo Karolinska Solna, ubicado en Estocolmo, Suecia, es un proyecto espectacular.

De acuerdo a un artículo publicado en el diario español El País, ?El Nuevo Karolinska Solna recibirá a su primer paciente en 2016. Tendrá 630 habitaciones, todas individuales para evitar infecciones y errores en la medicación, ocuparán más de 20 metros cuadrados cada una, con capacidad para acomodar a un familiar y con ventanales casi hasta el suelo para que los niños y las personas en silla de ruedas puedan contemplar sin problemas el exterior?.

Pero no solo es eso. El artículo escrito por Manuel Ansede señala que ?El nuevo hospital estará conectado por una pasarela al Instituto Karolinska, uno de los centros de investigación médica más reconocidos de Europa. Medio centenar de sus profesores elige cada año a los ganadores del premio Nobel de Medicina. En el complejo hospitalario habrá 2,500 investigadores trabajando mano a mano con médicos, pacientes y, algo más sorprendente, con la industria?.

No solo invertirán los suecos en material y equipo médico. El 1% de los 1500 millones de euros presupuestados para la construcción "se ha destinado a obras de arte: esculturas, pinturas y objetos de diseño salpicados por el hospital, incluso en el techo de las salas de rayos X".

?El arte y la cultura en todas sus formas tienen tanto efectos preventivos como curativos. En el nuevo hospital, el arte desempeñará su papel en la caja de herramientas médicas?, resume en un folleto Gunnar Bjursell, un biólogo molecular del Instituto Karolinska interesado en la fusión entre la neurociencia y las humanidades.

Y, como dicen por ahí, mientras tanto en México...

De acuerdo a documentos obtenidos por el diario Reforma, las Secretarías de Salud, Economía y el SAT abandonarán los edificios propiedad de Gobierno Federal en donde se encuentran actualmente, por los que no pagan renta, para arrendar 31 de los 32 pisos de oficinas de la lujosa Torre Reforma Latino, ubicada frente a la embajada de Estados Unidos en México.

Leyeron bien. El Gobierno Federal pasará de no pagar nada por sus instalaciones, a gastar entre 17 y 35 millones de pesos mensuales para arrendar estas oficinas para estas secretarías, incluyendo la de Salud.

Y sí, queda claro que Suecia es un país europeo, de corte socialista y de primer mundo. Pueden y deben invertir esas cantidades en la salud de sus ciudadanos.

Sin embargo, México, en su condición de país ?emergente? (o tercermundista, pues), no está para darse este tipo de lujos. En especial que una secretaría como la de Salud se quede con 18 pisos de oficinas en una torre "exclusiva", con un costo de cientos de millones de pesos al año, cuando ese dinero más bien debería invertirse en hospitales y medicamentos para los mexicanos que los necesiten.

0
comentarios
Ver comentarios