Estrategia fallida de Peña en red nacional

La nueva estrategia  Peña/Televisa para paliar los golpes universitarios, fue el simular ante los televidentes una perfecta libertad de expresión “sin sesgos”, utilizando como propaganda  la pantalla  del programa Tercer Grado.

Que los presentes (siervos  del sistema) le expusieran sus interrogantes o certezas sobre los sucesos de protesta de los estudiantes en su contra, o en contra de lo que representa el ex gobernador,  para “darle la expedita oportunidad” de aclararlos--de justificarlos--ante los electores.

La “nueva línea”,  fue atacar a su candidato con suavidad, picándolo con breves y directas insinuaciones. La audiencia debía percibir imparcialidad y (simulado) enérgico cuestionamiento para que así quedara satisfecha y convencida de su oferta de “reconciliación”.

La actuación de Loret se ajustó al rol, un preguntón supuestamente sin pelos en la lengua pero que se conforma con la “no respuesta”:

“¿Carlos Salinas de Gortari, para usted, robó? ¿Viendo las casas, las cuentas, la abundancia de fondos de Montiel, usted cree que, no robó?  ¿Qué no es esta una sombra que le persigue?”

 “Que cada quién responda por los señalamientos que se le hacen y que la ley, si es necesario, decida”,  le bateó la bola Peña. 

 Para “quedar bien y calmar”  el encono estudiantil  en su contra, declaró:

“Elba Esther no será parte de mi equipo. Ella pertenece al sindicato. Al Estado Mexicano le corresponde garantizar la calidad  y el cupo en los planteles. Se encargará de recuperar el control de la educación”.

Para parecer que agredía a los medios que lo parieron y lo alimentan, concordó con los estudiantes exigiéndole a los medios, así mismo, transparencia y equidad frente a los ciudadanos.

La estrategia oligarca reivindicadora, pues, pretendió “apoyar” a los jóvenes que exigen, que no dejarán ya de exigir ni de existir civilmente despiertos.

Peña los “apoya” porque ellos aseguran públicamente que son apartidistas y que piden la democratización de los medios, que estos transmitan con veracidad, que no se oculten los apoyos políticos y sus razones, que se abran sus cartas, que no adoctrinen o desinformen.   

“Las protestas  marcan la vitalidad democrática, el interés de los jóvenes por México, con los que estoy de acuerdo”, se lee en el turno que corresponde a Peña en el nuevo guion estratégico.

Peña Nieto: Si están en tu contra los estudiantes es porque no contestas lo que se te pregunta, porque saben de tu incultura aireada en la FIL de Guadalajara donde no acertaste a nombrar ni un solo libro.  Porque ya averiguaron que dejaste una larga cola de corrupción en el Estado de México.  Que destinaste fondos incalculables para esta campaña y la de tu sucesor mexiquense procedentes de tu gobierno. 

Lo que antes era una vaga percepción rodeada de lánguida impotencia ahora es un convencimiento y una lucha de la que se ha apropiado la joven ciudadanía privilegiada por la educación  y educándose. Se han percatado que les corresponde abonar para dar el final impulso a la democracia mexicana el próximo 1 de Julio.  

Impedirán que a su Presidente de la República lo impongan  monopolios televisivos pilares de la mala educación del adormecimiento de las conciencias de la distorsión de la realidad, u otros  poderes fácticos. No se detendrán ante el poder de su descubierto grito hasta lograr la libertad y la justicia, la igualdad de garantías derechos y obligaciones para todos.

0
comentarios
Ver comentarios