September 19, 2019 08:28


Claroscuro. “Hood-Robin“

?Acá no se trata de sacarle a los ricos, para darle a los pobres, como hacía Robinson Crusoe?. Carlos Menem. Ex presidente de Argentina.

LO CLARO: ¡Por fin! Después de muchos, muchos años, el gobierno federal establece compromisos de mejoras regulatorias en el intercambio de monedas. Les otorga un voto de confianza a los comerciantes y habitantes de Baja California, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, con un beneficio directo a más de 12 millones de personas que habitan los municipios colindantes en la zona limítrofe de los dos países.

En el norteño estado de Tamaulipas, el presidente Peña Nieto vino a Ciudad Reynosa ?acompañado del secretario de Hacienda y del presidente ejecutivo de la asociación de bancos de México- a poner en fase de operación, su decreto que permitirá un intercambio más fluido de dólares. Por montos estimados de depósitos ?que ya no pensará mal el gobierno de los comerciantes fronterizos- hasta por 14 mil dólares mensuales en efectivo.

También pone en operación la ?desaduanización? de los puntos intermedios de revisión de mercancías. Un operativo vetusto, que no ayudaba en nada a la simplificación comercial. Y sí al burocratismo y a los ?moches?.

El anfitrión, el gobernador tamaulipeco Egidio Torre Cantú.

Se estima que ingresan dólares a nuestro país, en montos de 23 mil millones de dólares, por concepto de remesas de paisanos. Y el intercambio comercial entre fronteras, es no menor a un mil millones de dólares.

Veremos en lo corto el beneficio de un mayor circulante. Parece que el cambio de colores gubernamentales logró hacer más expedito y confiable el comercio.

LO OSCURO. Más que oscuro? pragmático. El título de nuestro comentario de hoy es revelador por sí mismo. La narrativa original hacía referencia a un joven inglés (Robin de Locksley) que robaba al imperio del rey Eduardo II y entregaba las alforjas y sus contenidos a los pobres.

?Salidas ?no económicas? a este dilema de cómo aumentar el salario, hay que analizarlas con mucho cuidado, porque muchas veces no funcionan y pueden generar consecuencias peores a las que se pretenden de buena fe lograr?: Agustín Carstens. Agregó: ?Crecerá la informalidad con el aumento al salario mínimo?.

Ahora, los datos. El 12% de la población económicamente activa PEA, gana en México un salario mínimo. 6.5 millones de mexicanos. El resto suman de dos veces salarios mínimos en adelante. No, no es aceptar que tengamos solucionados nuestros problemas económicos individuales. Ni con mucho.

La razón de lo antepuesto es ejemplificar que la base tarifaria para dictaminar sueldos más otras prestaciones laborales (como los créditos hipotecarios de vivienda social) se estiman en la ridícula comparativa de una cifra que no es más. El salario mínimo, es ya una leyenda.

Ejemplo: el IMSS es una prestadora de servicios de seguridad social. Realiza de manera constante, inspecciones a las empresas. Auditorías les llaman. Mediante estas visitas, determinan cómo las empresas integran el salario que aquellas pagan a sus trabajadores. No permiten de manera obligatoria que un patrón inscriba el salario mínimo, incluso en los que realizan faenas menores. Aducen los visitadores, que una persona normal ¡no le alcanza para sustentarse con un salario mínimo!

De ahí los contrastes de la afirmación de mantener como parámetro, una cifra que no se cumple.

Aunado a lo anterior, el ?defensor? del salario mínimo recibe en su honrada medianía: $886 mil 910 pesos de aguinaldo en 2013. Sueldo de $351 mil mensuales; apoyo diario a comidas de $3 mil 640; para celular, $978.00

Para gasolina semanal, $5 mil 127. Gastos médicos mayores, $543 mil 620.

Bono anual $996 mil 793 pesos.

En resumen, que mantengamos al presidente de BANXICO, nos cuesta $19 mil 864 pesos diarios.

Si lo comparamos con los $67.29 pesos de la zona ?A?? lleva mucha razón el señor Carstens en preocuparse por la informalidad. Ingresa Agustín a su bolsillo 295.2 veces salario mínimo por día.

COLOFÓN: ?No sé si voy a sacar el país del problema económico? pero seguro que voy a hacer un país más divertido?. Carlos Menem. Todo indica que Carstens y Menem asistieron al mismo bosque de Sherwood a estudiar.

 

[email protected]

@deandaalejandro

0
comments
view comments