El Rincón del Chamán. ¿Sumar peras con manzanas?

AMLO
Las cifras que no gustaron al presidenteInternet

 

 

Columnómetro de Aquiles Baeza. 

1.- Cierto, al Presidente no le gustaron las cifras de la pronunciada caída en la creación de empleos. ¿Pues a nadie?

Pero la reacción otra vez fue exagerada.

El dato del IMSS es lapidario, pues el número de nuevos empleos en el mes de mayo en todo el país no llegó ni siquiera a los cuatro mil puestos de trabajo. Las cifras duras hablan de 88 por ciento menor a número de plazas formales registradas en el mismo mes del año pasado.

Se esperaba que el jefe del Ejecutivo se mostrara preocupado por estas cifras nada positivas, pero oootra vez desacreditó las cifras oficiales con un criterio muy personal, de lo que quiere ver y no es.

Para variar los medios de comunicación recibieron un jalón de orejas por hacer su trabajo y mostrar que las cosas no andan tan bien como se quisiera. Pero no hay nada inventando, no hay fake news por donde se le busque pues son las cifras oficiales las que hablan por sí mismas.

Y eso de que no se sumó a los jóvenes becados de los programas sociales en los datos del IMSS, pues no se hizo porque simplemente es harina de otro costal. Son temas distintos.

Es como querer sumar peras con manzanas.

Hay que decirlo, la salida recurrente de que el presidente “tiene otros datos”, se está convirtiendo en un serio problema para su credibilidad simpelmente porque no hay otros datos. (Muy recomendable la columna de Enrique Quintana @E_Q_ del 20 de junio en El Financiero.)

Si no gustan los datos, deberían redoblarse los esfuerzos para revertirlos y convertirlos en datos positivos.

La comparación mes con mes no les gustó. Y si se contrasta el acumulado del empleo de enero a mayo de 2019 con enero mayo 2018, de todos modos hay una caída, no del 88 por ciento pero sí del 38 por ciento que también es muy pronunciada. ¿Ton`s?

2.- La iniciativa para la revocación de mandato sigue atorada en el Senado de la República y como diría don Teofilito, seguirá.

Así como está prácticamente desechada la posibilidad de que esta consulta con todo y urnas se aplique de manera simultánea a las elecciones federales intermedias, por todo lo que implica, pues los opositores tampoco están dispuestos a ceder en la petición de realizarla el 21 de marzo, antes de las elecciones federales.

Lo que anda negociando Ricardo Monreal es que si acaso, la consulta para la revocación de mandato se realice el 1 de diciembre, precisamente al cumplirse el tercer año de la toma de posesión. Y nada de que si pierde, se ajuste la ley para que siga el presidente despachando. Tendría que irse a casa y el Congreso convocar a nuevas elecciones.

3.- Tampoco ha prosperado el paquete de iniciativas que pretende borrar a los consejeros del INE y desaparecer las OPLEs. La autonomía del INE es una atribución constitucional y en el Senado no la eliminarán. ¿O sí?

4.- ¡Asustan!

El reciente apagón en la península de Yucatán y Campeche dejó para el registro histórico lo que el entrañable Raúl Prieto (Nikito Nipongo) etiquetaría como auténticas perlas.

Día 1. Otro apagón en el sureste. Sí, otro.

El Centro Nacional de Control de Energía (CENACE) emitió un “estado de alerta operativo” en la región pues reconoció  que la demanda de electricidad superó la capacidad de generación. Y reveló un serio problema de suministro de gas.

Día 2. Alguien ordenó un desmentido. El CENACE se autodesmintió.

Vía la Comisión Federal de Electricidad (FCE) a cargo del poblano Manuel Bartlett, la CENACE difundió otro comunicado en el que desautorizó el comunicado que había difundido horas antes todo para decir y que no había ningún fundamento para declarar la emergencia.

A todos nos dejó con la cara de what, literalmente.

Y qué cree, que con todo y los autodesmentidos no hay garantía de que se acaben los apagones. ¡Asustan!

5.- Velas verdes para masiosare un extraño enemigo.

Otra vez la agencia de información oficial dio de qué hablar exhibiendo los nombres de las personas que reciben becas del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (FONCA). Lo malo de este recurso de la propaganda en épocas de la guerra fría, es que recuerda el oscurantismo cuando se repartían velas verdes para señalar a los blasfemos.

6.- ¡Santa cachucha!

Y qué tal que el domicilio que proporcionó la asociación religiosa La Visión de Dios al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) y a la que otorgó una concesión de radio, no fue localizado, no existe. Lea la nota de Nicolás Lucas en El Economista (20-06-19).

 

0
comentarios
Ver comentarios