Columnas

Tatiana, prestas tu apellido para lavar la cara a alguien sediento de poder

Tu foto no deja duda, Tatiana Clouthier C. y el video menos. Acaricias al mesías tropical, pero no creo que se trate de verdadero afecto, sino parece una rendición incondicional. Te veo derrotada por las fuerzas del desorden.

¿Sabes lo que es corrupción? “Cualquier acto que contradice los valores que sostienes”. Corrupta es la persona contradictoria, que sostiene un ideal y actúa en contra.

Andrés, tu nuevo ídolo NO ES CORRUPTO, por la sencilla razón de que él nunca ha creído en la dignidad del ser humano, ni en la democracia, ni en la libertad. Él no entra en contradicción alguna, porque NO esconde su autoritarismo, su ambición, su obsesión por mandar. En ese sentido es súper transparente. Por eso no entiendo que prestes tu apellido para lavarle la cara a un tipejo sediento de poder.

Tu pecado político es prestarte a convertir la campaña 2018 en una contienda basada en emoción. Viendo la ignominiosa fotografía habrá otros incautos que se sumen a la carreta de Andrés apuntada hacia el precipicio. Debes traer mucho rencor acumulado para que no te importe lo que piensen otras mujeres porque invadiste el espacio personal de quien crees será presidente.

Quizá este país se vaya al caño, no lo sé. A ti no parece importarte. Lo que sí es que muchos otros estamos dispuestos a seguir en la pelea por un México de verdad, de justicia y libertad.

Con gran decepción,

Javier Livas