22 de septiembre de 2021 | 09:58
Opinión

Quirino, mucho más de lo que parece

A España más que como embajador, como interlocutor de AMLO con EPN. Otro golpe para Ebrard. Someter al PRI. Destruir la alianza opositora. ¿Qué más?
Quirino Ordaz Coppel y AMLO
Compartir en

Pasando por el pueblo un maragato,

Llevaba sobre un mulo atado un gato,

Al que un chico, mostrando disimulo

Le asió la cola por detrás del mulo.

Herido el gato, al parecer sensible,

Pególe al macho un arañazo horrible;

Y herido entonces el sensible macho,

Pegó una coz y derribó al muchacho.

Es el mundo, a mi ver, una cadena,

Do, rodando la bola,

El mal que hacemos en cabeza ajena,

Refluye en nuestro mal, por carambola.

Ramón de Campoamor

Ante la bomba soltada por Andrés Manuel López Obrador, de que Quirino Ordaz Coppel será el próximo embajador de México en España, el análisis sobre los motivos y posibles implicaciones no se ha hecho esperar. Todo apunta a una jugada maestra con la cual el presidente logra matar muchos pájaros de un solo tiro.

Quirino Ordaz Coppel como embajador es la culminación de castigos, favores, pactos, traiciones, generación y descarrilamiento de propuestas. Muchas lecturas que hacer acompañadas de al menos otras tantas poderosas razones.

Lee esto: SCJN votará la objeción de conciencia el 20 de septiembre

El pacto

Quirino Ordaz Coppel fue uno de los gobernadores —figuras políticas en general— más cercanos a Enrique Peña Nieto; es considerado entre los círculos priistas como el enlace entre AMLO (CDMX) y el ex mandatario (Madrid). Sea especulación o versión priista con considerable carga y sustento, con este movimiento vuelve a cobrar nuevos bríos. El hasta hoy gobernador de Sinaloa seguirá siendo el interlocutor entre EPN y López Obrador en el marco de un pacto que las partes involucradas niegan pero que, no obstante, ahí está.

Lo que no se sabe, pero se conocerá tarde o temprano, es si el exvocero y gran amigo de EPN, el sinalonese David López, sigue siendo fundamental en la relación Quirino-Peña.

La conquista

No es la primera vez que se habla del PRIMOR. Y en ese sentido, algunos consideran que el nombramiento de Quirino Ordaz Coppel como embajador es en pago por la votación del PRI a favor de la nueva ley militar (entre muchos otros apoyos entre partidos). Si bien es una idea a primera vista ramplona, la relación entre ambos institutos políticos sí tiene implicaciones más serias y profundas.

Si es un pago o no, la duda ya quedó sembrada en la oposición y será casi imposible que el PAN y el PRD confíen en el tricolor. Esto tiene diversas aristas a comentar en otro momento, pero la principal es la que el PRI aún no ha visto: para el 2024, el tricolor ya no existirá con fines de alianza opositora; quizá incluso como partido político... ¿Quedará algo del Revolucionario Institucional para entonces? Lo dudo. Tal vez un puñado de destacados priistas, pero ya nadie le querrá de aliado ni lo considerará fuerza política de primer orden.

El nombramiento de Quirino Ordaz Coppel logra derruir la alianza opositora, una conquista más para López Obrador.

El castigo

Aceptar el retiro solicitado por una de las mejores embajadoras que tenemos, María Carmen Oñate, para poner a un político, no diplomático, es recordarles a la Secretaría de Relaciones Exteriores y a su personal de carrera lo poco que importan para la 4T. Su conocimiento especializado, el servicio exterior, una vez más nada vale en la actual administración.

Es dar por concluido —cerrar y tirar la llave— el desaguisado aquel que atestiguamos hace pocas semanas con el agregado cultural, el escritor Jorge F. Hernández, al haber criticado al titular Materiales Educativos de la SEP (y protegido de la no primera dama, Beatriz Gutiérrez Müller), Marx Arriaga. Eso sin olvidar todo el desaseo que se dio con designar a la (no) sucesora...

Por cierto, ¿la llegada a Madrid de la agregada cultural indígena será la primera misión imposible de Quirino?

El freno

En seco. Es una muestra clara que el presidente deja fuera al canciller Marcelo Ebrard cuando quiere y para lo que quiere. Por lo pronto en las decisiones de tan importante embajada. Es meterle una cuña al secretario y hacer ver que él no es quien tiene el poder en la dependencia.

Entrados en gastos, meterle ruido, pues al tener ahora a la embajadora de carrera libre, Oñate podría entrar como Canciller. ¿Se aproxima el escenario de Marcelo Ebrard fuera de la contienda presidencial y cargando con toda la culpa de la tragedia de la Línea 12 del Metro?

El favor

El gobernador mejor posicionado de todo el país durante muchos meses, años, fue Quirino Ordaz Coppel, y si no estaba en el primer lugar, no bajaba de los cinco mejor calificados. Por ende es complicado de creer (no imposible) que la mayoría de los sinaloenses de forma libre no votase por el mismo partido.

Pero con la derrota del PRI el pasado 6 de junio, al hoy gobernador Quirino Ordaz Coppel le terminó yendo mejor con el morenista Rubén Rocha Moya, que con el triunfo de Mario Zamora, candidato del Revolucionario Institucional.

El favor de no haber impulsado a su coequipero, le dio un premio mucho mejor. Favor con favor se paga.

La traición

Quirino Ordaz Coppel traicionó a los sinaloenses, a su partido y a su coequipero. Ha preferido entregar la plaza a procurar que se mantuviera priista. ¿Pero dejar en manos de quién? Dejar ganar al oficialismo, le dio una embajada. Mas en ese mismo sentido, permitió que se siga discurriendo sobre las posibles alianzas de Morena con el narco.

La sucesión

Dada la buena evaluación de Quirino Ordaz Coppel como gobernante, la designación que se anunció significa eliminar del camino a un posible contendiente para la sucesión del 2024. Alguna posibilidad tenía el mandatario local. En ese sentido, el gobernador resultó un opositor de ocasión y se pierde la oportunidad de aglutinar a una verdadera fuerza para competir.

La plaza

Culiacanazo, saludos a la madre de El Chapo Guzmán y el narco atropellando la elección aparte, Quirino Ordaz Coppel será embajador. Quizá es tal el poder del narco en Sinaloa que otra cosa no se podía hacer. Tal vez el gobernador fue conciliador o solo un interlocutor más. Como sea, guardar silencio condena a su pueblo a descender aún más en las fauces del narco.

Y ahora, la madre patria es suficiente distancia para asegurarse de que lo dejen en paz; estará bien protegido allá.

La carambola

Reciclar a Quirino Ordaz Coppel es una carambola de varias bandas. Con su nombramiento por parte de la 4T comienza la desintegración del bloque opositor hacia el 2024. No habrá ninguna alianza presidencial PAN-PRI-PRD. Quita a un posible contendiente; siembra la duda entre sus posibles sucesores; cimbra las aspiraciones de Marcelo Ebrard y provoca una revolución en Relaciones Exteriores; añade una entidad más a su partido. Permite crecer la incertidumbre de alianzas con el PRI y con el narco. Hace ver a Quirino Ordaz Coppel y al PRI como traidores. ¿Qué más?