16 de octubre de 2021 | 16:47
Opinión

Repudio ciudadano o cárcel

La Reforma Energética pone nuevamente bajo la lupa el actuar de AMLO hacia sus “adversarios”.
AMLO
Compartir en

Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ha echado mano del aparato de Estado para ir por sus “adversarios”, ya sean personajes, instituciones, y organismos que le son incómodos, de ahí que algunos diputados priistas estén preocupados y analizando con mucho detenimiento el sentido de su sufragio para cuando se someta a votación la Reforma Eléctrica propuesta por el presidente de México, quien les ha colocado entre la espada y la pared. Sus opciones se reducen a padecer el repudio ciudadano si votan a favor o pasar una larga temporada en la cárcel si lo hacen en contra.

Y es que para nadie es un secreto que bajo el actual régimen, los amagos y amenazas se han convertido en una forma de Gobierno en nuestro país. El estilo de gobernar del AMLO ya lleva casi de rigor ese sello de coaccionar usando la fuerza del Estado para obligar a cualquier ente a hacer lo que él manda; aún tratándose de caprichos, ocurrencias o acciones sin sentido que cada vez son más frecuentes, estando ahora mismo bajo ese yugo diputados, senadores y prominentes dirigentes del Partido Revolucionario Institucional (PRI), quienes son objeto de presión para votar a favor la Reforma Eléctrica, o atenerse a las consecuencias, sabedores de que todo lo que hayan hecho al margen de la ley en el pasado, inmediatamente podría ocupar las primeras planas y finiquitar sus carreras políticas incluso con riesgo de ir a parar a la cárcel.

El presidente de México sostuvo el pasado martes que la Reforma Eléctrica que presentó es una “oportunidad histórica” para que el PRI defina su postura a favor o en contra.

“Cada quien tiene que asumir su postura. El PRI tiene una oportunidad para definirse. ¿Va a seguir con el salinismo como política o va a retomar el camino del presidente Cárdenas? (...) Es una oportunidad histórica para el PRI de definición”

AMLO

Pero no hay duda que el llamado de AMLO al priismo es una amenaza velada a los miembros de este partido político en las Cámaras, dado que parece serán quienes definan la aprobación de la contrarreforma por tratarse de un dictamen que requiere mayoría calificada y Morena no la tiene aún sumando los votos de sus aliados del Partido del Trabajo y Verde Ecologista. De tal suerte que que tras el anuncio de Acción Nacional que ya adelantó su voto será en contra, los sufragios priistas han cobrado particular relevancia.

La semana antepasada, luego de enviar a la Cámara de Diputados su iniciativa de Reforma a la Ley Eléctrica, que contiene entre otras propuestas la desaparición de los organismos paralelos Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) y la Comisión Reguladora de Energía (CRE), y que según especialistas provocará desabasto, encarecimiento de precios y apagones, y que además no corresponde con Tratados y Acuerdos internacionales firmados, López Obrador amagó a todos los diputados con evidenciar a aquellos que voten en contra de su proyecto.

“Aquí lo vamos a estar tratando todos los días, les digo a los legisladores, no es amenaza ni advertencia. No va a haber anonimato, aquí tenemos que dar la cara todos, se trata de los intereses del pueblo, que no estén pensando que van a votar en contra de esta reforma y nadie se va a enterar, sino somos tapadera, aquí cada quien va a asumir su responsabilidad”

AMLO

“Los que se creían los dueños de México se van a oponer, pero va a ser interesante observar a los legisladores porque se va a saber si son representantes populares o simples empleados de los grupos de poder económico y político”

AMLO

El presidente Andrés Manuel López Obrador aseveró que ante la iniciativa de reforma constitucional en materia eléctrica no hay ninguna moneda de cambio o negociación con la oposición, porque no hace falta “nada en lo oscurito ni nada a cambio” sino que cada legislador actúe con responsabilidad y libertad.

¿Porqué hablamos de un repudio ciudadano para quienes voten a favor la reforma? Porque desde todos los sectores se han advertido los puntos negativos que contiene la propuesta.

“La Coparmex de plano calificó como “tóxica” para las familias mexicanas a dicha reforma, además de atentar contra la inversión, las finanzas públicas y los tratados internacionales.

De entrada, explicó que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) no es eficiente en la generación de electricidad, ni lo será si se le entrega por ley toda la responsabilidad. “Esto implicaría mayores precios de la electricidad, insumo básico para las industrias, los negocios, las oficinas y para los hogares (sobre todo ahora que muchas personas trabajan a distancia)”.

Solo podrán esperarse dos resultados derivados de la reforma:

  1. Más subsidios para evitar que el precio que las personas vean en su recibo aumente. Estos son recursos públicos que en lugar de utilizarse para comprar medicamentos, dar mantenimiento a las escuelas o adquirir patrullas, se irá para cubrir la ineficiencia de CFE.
  2. Aumento de costos de electricidad para las empresas, lo que provocará que los bienes y servicios suban de precio. Entonces el golpe también lo recibirán las familias de forma indirecta (La Jornada 11/10/21).

Además, la Asociación Mexicana de Energía Eólica (AMDEE) y la Asociación Mexicana de Energía Solar (Asolmex), a través de un comunicado, explicaron que la propuesta de AMLO encarecerá la generación de electricidad y produciría daños irremediables al medio ambiente, posicionando a México en contra de la lucha global frente al cambio climático.

De ser aprobada, la reforma constitucional a la industria eléctrica destruirá las inversiones canadienses realizadas en México y violará los compromisos adquiridos en el acuerdo comercial T-MEC, po lo que la Cámara de Comercio de Canadá en México (CanChamMx) manifestó su rechazo total.

“Los países de América del Norte han invertido muchos años y un gran esfuerzo para integrarse a la región. La propuesta de Reforma Constitucional representa un retroceso frente a dichos esfuerzos y se aleja de los acuerdos logrados para fortalecer los lazos entre los países miembros”, señaló en su posicionamiento oficial el organismo que es la voz de los negocios canadienses en México.

México violaría sus tratados de libre comercio y sus tratados bilaterales de inversión en materia de generación y comercialización de electricidad si la Reforma es aprobada, opinó Luis de la Calle, director general de la consultoría De la Calle, Madrazo, Mancera (CMM).

“La principal potencial violación, porque esto es una iniciativa de ley, está relacionada con el hecho de que México no tiene reservada la generación y comercialización de electricidad en los tratados”

Luis de la Calle

Al tener la iniciativa un lenguaje en la Constitución de que la generación y comercialización de electricidad es exclusiva del Estado, implicaría na violación a la reserva.

Además, según De la Calle, habría violaciones posiblemente importantes en términos del trato con respecto al derecho internacional, el derecho mexicano y en materia de retroactividad.

El asunto es que la gente está cada vez más informada y expectante de esa votación que se dará en la Cámara de Diputados, misma que hasta este momento es de pronóstico reservado. Ya se verá entonces, cómo sopesaron sus opciones los legisladores priistas. Si su pulcritud moral les permitirá votar en contra o cubrirse las espaldas entregando al presidente el voto a favor.

Salvador Cosío Gaona en Twitter: @salvadorcosio1