21 de enero de 2022 | 03:13

La columna vertebral de la Cuarta Transformación

Desde el Senado se consolida una fuerza sólida que ha estado a la altura de los desafíos del gobierno del presidente López Obrador.
Senado de la República
Compartir en

Uno de los grandes pilares del proyecto de la Cuarta Transformación es, sin lugar a dudas, el Senado de la República y, en especial, los legisladores de Morena que siempre han sacado la casta no sólo para alimentar los proyectos que han sido estimados por el presidente como un gran aliciente para cimentar las bases tanto social, sino como su programa de nación en distintos puntos que se concentran en desarrollo, seguridad, educación y salud.

Todo lo que ha desembocado al Senado de la República ha salido adelante. Desde esa perspectiva, la primera etapa de tres años de gobierno se ha consolidado. Ese éxito es, hasta ahora, el comportamiento que se ha podido convertir, en este instante, en una fuerza sólida, es decir, una gran columna legislativa que ha estado a la altura de los desafíos del gobierno del presidente López Obrador.

Luego de llegar al umbral de consolidación y tras pasar etapas complejas y álgidas, el Senado de la República o, más bien, la fracción de legisladores de Morena y aliados han dado el ejemplo no sólo de reconocimiento a la labor del mandatario, sino que defienden de manera irrestricta la política de su programa.

Y si a eso le sumamos la postura en términos políticos que tomó hace unos días la fracción de Morena en torno al decreto que se publicó en el Diario Oficial de la Federación para salvaguardar como seguridad nacional todas las obras de infraestructura que se han sido establecidas y que, sin lugar a dudas, serán la punta de lanza del sello lopezobradorista para abrir la ventana del desarrollo en el sur del país.

Aunque el asunto subió de tono luego del recurso que un número de senadores entregó a la presidenta de la mesa directiva de la cámara alta para promover un punto de inconstitucional en torno al decreto, se retrató la forma más solidaria de mostrar el respaldo a través de las arengas con una narrativa del coordinador de los legisladores de Morena, Ricardo Monreal quien respaldó la determinación del jefe del Ejecutivo federal.

Curiosamente, hasta una cátedra de derecho constitucional departió el senador Ricardo Monreal. También contestó preguntas de la oposición; impávido, nunca se inmutó; tomó la batuta y, con mucha coherencia y confianza, defendió la postura del presidente López Obrador.

A pesar de la autonomía que ha demostrado cada poder hay una identificación no sólo para darle mayor solidez al programa de gobierno, sino las acciones son traducidas en la empatía y respaldo de un gran movimiento social que nació de la lucha democrática del país.

Me quedo con el discurso de Ricardo Monreal. Es aquí donde se demuestra el respaldo al presidente; las acciones son claramente la prueba más fehaciente si hiciéramos una especie de evaluación sobre el apoyo a las políticas públicas que, en la vía de los hechos, se han asentado en el corazón de la 4T, aunque, con mucha voluntad y empatía, han sido legitimadas desde el Senado de la República.

Habló de un número importante de reformas constitucionales que no podremos ignorar, incluso cuando son la columna vertebral que ha ganado el reconocimiento por su labor irrestricta desde que inició el primer año legislativo.

Hoy observamos la determinación de un bloque de legisladores que ha ganado opiniones positivas. Empero, el discurso que envió hace unos días Ricardo Monreal, es el gesto o la evidencia de la lealtad a un proyecto de nación dónde los senadores de Morena se entregan siempre en plenitud aprovechando la capacidad de fuerza, convicción y liderazgos de sus referentes.

Detrás de todo ello hay liderazgos que empujan y, en ese campo, demuestran de manera contundente la ruta de transformación en un universo clave del que hemos hablado un sinfín de ocasiones precisamente porque se convirtió en la palanca o, más bien, en el motor que no sólo ha cobijado las propuestas del presidente, sino que las alienta y ha dotado de mecanismos constitucionales para garantizar ese impulso que el país necesita a favor de los sectores sociales que más requieren atención.

Frente a estos retos, el Senado ha estado a la vanguardia y eso es digno de reconocer.

Javier Lozano en Twitter: @JavierLozanoMor