9 de cada 10 mujeres han sido víctimas de violencia sexual en el Metro

acoso callejero mexico
La mayoría de las mujeres que viajan en el Metro de la CDMX han sido víctimas de violencia sexualVictoria Valtierra / Cuartoscuro

El Metro de la CDMX lanzó la campaña "Paremos la violencia" para combatir el acoso sexual contras las mujeres dentro de las instalaciones.

México.- 9 de cada 10 mujeres han sido víctimas de violencia sexual dentro de las instalaciones del Metro de la Ciudad de México, por ello, el gobierno capitalino lanzó la campaña “Paremos la violencia”.

El objetivo es generar consciencia entre los usuarios del transporte público de la capital del país para que respeten los espacios exclusivos para mujeres y les advierten de las sanciones que enfrentarán de no hacerlo.

De acuerdo con cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) hasta julio de 2019, del total de 4 mil 219 incidentes reportados de acoso u hostigamiento sexual en contra de mujeres, 645 se registraron en la Ciudad de México, siendo la primera entidad con dicha incidencia a nivel nacional.

ONU Mujeres México había reportado que 90 por ciento de las mujeres en México sufre acoso y violencia sexual en el transporte público, donde el Metro y la calle se ubican en tercer lugar de incidencia con un porcentaje total de 32.8.

En la Ciudad de México, el 96.3 por ciento de las usuarias de transporte público ha sufrido alguna vez en su vida, algún tipo de agresiones sexuales, además el 84.5 por ciento nunca ha denunciado porque desconfía de las autoridades, desconocía que podía hacerlo, le resto importancia o bien, no tenía tiempo para presentar la denuncia.

En la capital del país, la violencia sexual contra mujeres se expresa en 72.9 por ciento de los casos en el Metro; en 70.4 por ciento en la calle, en el 57.9 por ciento en los microbuses y 36.7 por ciento en los paraderos, señala La Jornada.

Las características que presentan dichos actos violentos fueron: miradas lascivas, piropos obscenos u ofensivos, recargar el cuerpo con intenciones sexuales, sentirse con miedo de sufrir un ataque o abuso sexual, así como recibir comentarios ofensivos o despectivos sobre ellas u otras mujeres.

La ONU Mujeres considera a la violencia sexual en espacios y transporte públicos como una forma de discriminación por género que se ejerce sobre todo contras las mujeres y menoscaba sus derechos.

0
comentarios
Ver comentarios