Internacional

Policía podrá disparar a quien viole cuarentena en Filipinas

El presidente Rodrigo Duterte advirtió que las fuerzas de seguridad tienen la orden de usar las armas en caso de ser necesario
Compartir en
Por Alberto RodríguezApril 02, 2020 at 8:01 am CST

México.- El presidente filipino Rodrigo Duterte advirtió a la población que la policía y fuerzas armadas están autorizadas a usar la fuerza, e incluso a abrir fuego contra civiles, para hacer valer la cuarentena decretada desde mediados de marzo y reducir la propagación del coronavirus.

El polémico mandatario dio un discurso en cadena nacional en el que pidió a todos los habitantes del país asiático atender las indicaciones de las autoridades y permanecer en casa para reducir la curva de contagios de Covid-19 y no colapsar el sistema de salud.

“Mis órdenes a la policía y al ejército (...) son que si hay problemas y se produce una situación en la que alguien se defiende y pone vidas en peligro, disparen a matar”.

“Mis órdenes a la policía y al ejército (...) son que si hay problemas y se produce una situación en la que alguien se defiende y pone vidas en peligro, disparen a matar”.

Rodrigo Duterte

“¿Entendido? Muertos”, enfatizó.

Duterte ordena disparar a población en casos necesarios para mantener cuarentena

Filipinas registra más de 2 mil 300 casos confirmados de coronavirus y, hasta este momento, 96 personas han muerto por la enfermedad. En este contexto, el presidente Rodrigo Duterte reconoció e hizo saber a la población que la situación en el país está empeorando, y que las oportunidades para contener la propagación cada vez son menos.

El amague de represión policial llega luego de que se registraran protestas y desmanes en un barrio de las afueras de la capital Manila debido a la falta de ayuda del gobierno ante la contingencia.

Asimismo, advirtió que las agresiones a médicos y personal de salud serán considerados delitos graves y se castigarán con todo el peso de la ley.

Esto, luego de que cientos de médicos denunciaran haber sufrido agresiones y discriminación en las calles por el temor de la gente a que sean portadores del virus y los contagien.

El 12 de marzo pasado, Duterte suprimió los viajes para entrar o salir de Manila, el cierre de escuelas y también prohibió la llegada de vuelos provenientes de lugares con con alto número de contagios como China o algunos países europeos.

Con información de Reuters y AFP