19 de septiembre de 2021 | 01:03
Internacional

OMS recomienda aplicar segunda dosis entre 21 y 28 días después de la primera

La OMS señaló que retrasar la segunda aplicación dará a más personas la oportunidad de recibir la vacuna
Vacuna de AstraZeneca
Compartir en

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó aplicar la segunda dosis de la vacuna contra el coronavirus entre 21 y 28 días después de la primera inyección, lo que permitiría ampliar al número de personas que reciben la vacuna en primera instancia.

El mexicano Alejandro Cravioto, presidente del Grupo Asesor Estratégico de Expertos (SAGE) de la OMS, señaló en conferencia de prensa que Pfizer recomienda aplicar la segunda dosis de su vacuna contra el coronavirus a los 21 días, pero este intervalo podría ser mayor “en circunstancias excepcionales según ciertos contextos epidemiológicos problemas de suministro”.

“Aunque desconocemos datos de seguridad y eficacia tras la primera dosis, recomendamos que en circunstancias excepcionales los países retrasen la segunda dosis unas semanas para maximizar el número de individuos que se beneficien de la vacuna”.

Alejandro Cravioto

Segunda dosis de vacuna puede retrasarse semanas en casos excepcionales: OMS

Joachim Hombach, también miembro del SAGE, agregó que la segunda dosis de la vacuna contra el coronavirus podría aplicarse incluso seis semanas después de la primera inyección, según la urgencia de cada país o región para enfrentar la pandemia.

Asimismo, recomendó a las personas que hayan dado positivo a coronavirus que retrasen su vacunación, toda vez que consideran muy baja la posibilidad de volver a contagiarse del virus en los primeros meses después tras superar la enfermedad.

Dado el bajo número de dosis disponibles a nivel mundial, la OMS recomendó no dar prioridad a viajantes internacionales “a menos que sean parte de un grupo de alto riesgo”, como personas adultas mayores, con enfermedades crónicas o profesionales de la salud.

En el caso de personas embarazadas o lactantes, no se recomendó su vacunación debido a la poca información sobre los efectos de la vacuna en estos grupos, pero podría haber excepciones si son personal de salud de primera línea atendiendo casos de coronavirus.

Finalmente, recomendaros aplicar la vacuna en instalaciones donde haya equipos médicos para tratar de emergencia posibles reacciones alérgicas al fármaco.

De acuerdo con la agencia de noticias Efe, la OMS autorizó el uso emergente de la vacuna de Pfizer y BioNTech contra el coronavirus el pasado 31 de diciembre; para ese entonces, decenas de países -incluyendo México- ya estaban aplicando el fármaco a su población, principalmente entre personal de la salud y personas adultas mayores.