Internacional

Inundaciones repentinas matan a 122 personas en Afganistán

InundacionesEFE

Autoridades aún buscan víctimas bajo las casas derumbadas

México.- Alrededor de 122 personas han muerto luego de que el 26 de agosto se registraron inundaciones por lluvias repentinas en al menos 12 de las 34 provincias de Afganistán. Además se registran decenas de heridos.

La cifra de víctimas podría aumentar ya que equipos de rescate buscan a personas debajo de casas derrumbadas, informó la vocera de la región norteña, Wahida Shahkar.

Las lluvias torrenciales afectaron en particular a la ciudad afgana de Charikar, capital de Parwan al norte de Kabul, donde unas 500 viviendas fueron destruidas. El portavoz del Departamento de Gestión de Desastres de Afganistán, Hasibullah Shaikhani, dijo que de las 122 personas, 85 murieron en Parwan. Esta zona terminó cubierta de lodo y piedras.

El director del hospital provincial, Abdul Qasim Sangin, dijo que entre los fallecidos hay varios niños y muchos de los heridos están en estado crítico.

Las inundaciones en la parte central de la región comenzaron durante la noche del 25 de agosto tras intensas lluvias que destruyeron varias viviendas.

Wahida Shahkar pidió al gobierno enviar ayuda y proporcionar apoyo de inmediato a los trabajadores que excavan en el lodo para encontrar a personas.

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, ordenó el envío de ayuda a Parwan y a otras provincias afectadas y expresó sus condolencias a las familias de las víctimas.

Autoridades advirtió a la ciudadanía de posibles inundaciones en la región con una alerta en redes sociales el martes en la noche.

Además de las personas y viviendas, cientos de hectáreas de campos agrícolas quedaron afectadas y la lluvia dañó cultivos en la provincia oriental de Nuristan.

En la región oriental de Maidan Wardak, dos personas murieron y cinco más resultaron heridas cuando las inundaciones arrasaron varias viviendas.

Afganistán sufre con frecuencia desastres naturales, como los corrimientos de tierra que causaron la muerte de 2 mil personas en mayo de 2014 en el noreste del país, situación que se agrava por casi dos décadas de guerra.

Con información de AFP, AP y EFE