Internacional

Visones: la Primera Ministra de Dinamarca se disculpa por la matanza

Primera Ministra de DinamarcaMads Nissen/AFP

Los visones en Dinamarca fueron sacrificados para evitar que las vacunas contra Covid-19 dejasen de ser eficaces.

México.- La Primera Ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, lloró al disculparse por la matanza de visones infectados con coronavirus (Covid-19) que fueron sacrificados tras detectarse un brote en las granjas donde son criados.

La política también se disculpó de forma personal por el manejo que se ha hecho de la pandemia de Covid-19 en Dinamarca tras la mutación del virus SARS-CoV-2 que propició el sacrificio masivo de los animales, ello durante una visita a una de las granjas en la localidad de Kolding, pese a que como autoridad no tenía derecho legal a tomar la decisión.

La Primera Ministra Mette Frederiksen recalcó que la responsabilidad de la matanza de los visones no debería recaer en los criadores: “es a causa del coronavirus”, acotó y luego mencionó que con la medida implementaba esperaba que hubiera una “pequeña luz al final del túnel” para las granjas dedicadas a la actividad, recupera la agencia AFP.

Dinamarca es considerado el principal país exportador de pieles de visón a nivel mundial, sin embargo, a principios de noviembre tuvieron que sacrificarse más de 15 millones de estos animales por un brote de Covid-19 resultado de una mutación que podría poner en peligro la eficacia de las vacunas experimentales que se están probando en diversas partes.

Aunque la decisión fue asumida, Mette Frederiksen tuvo que admitir que el gobierno no disponía de una base legal para ordenar el sacrificio masivo de visones, por lo que en primera instancia, el ministro de Agricultura, Mogens Jensen, salió a disculparse y posteriormente presentó su renuncia.

El Ministerio de Salud en Dinamarca concluyó que la potencial amenaza para las vacunas humanas contra el coronavirus estaba “muy probablemente extinto” dado que no se han registrado más casos entre animales o humanos, que hayan sido infectados por la mutación del virus SARS-CoV-2 denominada Cluster 5.

El balance actual indica que más de dos tercios de la población de visones que residen en el país -15 a 17 millones- ya fueron sacrificados a la fecha por las autoridades danesas.