Claroscuro. Los ingenieros

 Pero seamos honestos; ya ni sabemos con certeza quién fue Leona Vicario… o si se enrolló en alguna bandera y con qué motivo. El caso es que caiga en quincena.

?Si dos individuos están siempre de acuerdo en todo, puede usted asegurar que uno de los dos? piensa por ambos?. Sigmund Freud.

LO CLARO: Se trata de impulsar a México a mejores estadios. Se trata de aprovechar el que por primera vez en mucho tiempo, todos los partidos se pusieron de acuerdo, en que las reformas estructurales eran más que necesarias? si queríamos ver un México distinto.

La revolución (1910), ya contribuyó en su mejor esfuerzo. Ahora la globalización y el resurgimiento de yacimientos petrolíferos, ponen la mesa para que se genere riqueza en nuestro país.

La primera entidad en seguir el orden que impuso Peña Nieto fue Tamaulipas. La agenda energética dio pie a la creación de la agencia con el mismo nombre.

No sólo eso. Deben estar alineados los objetivos comunes de todos los entes económicos y académicos de la misma entidad. Es de orden prioritario que se camine en el mismo sentido.

Así lo hace la Universidad Autónoma de Tamaulipas, que en el tema académico hace su mayor aportación en el desarrollo de la agenda, al contribuir con sus herramientas y profesionistas, que harán SUSTENTABLE ?que es su mejor participación, y en la que la institución lidera a nivel país- la condicionante económica de exploración y explotación de las energías petrolíferas y las energías alternativas que se desarrollan en suelo mexicano.

LO CLAROSCURO. Pero? los ingenieros que mencionamos en el título, no están relacionados en el tema energético. Más bien evocamos la profesión, en concordancia con la gran afición que tenemos en nuestro país, por alargar las vacaciones -o feriados-. Nos dicen ?expertos en puentes?.

La competitividad de una nación se mide con base en muchas condicionantes; que finalmente hacen que un país sea más atractivo a los capitales privados para invertir.

Son factores de medición: las instituciones, la educación, el clima empresarial, los impuestos, la preparación tecnológica, los costos bajos, la infraestructura?los días festivos?

Somos de los más ?festejadores?; ya ve usted cómo amamos la independencia y a los héroes ?que nos dieron puentes?.

Japón no es muy distinto de México. Oficialmente tienen 15 festejos en el calendario, igual que nosotros. Y son considerados de los más ?fiesteros?, como España. Los nipones conmemoran al anciano, al niño, el día del trabajo, el del equinoccio, entre otros.

¿Comparativas? El trabajador japonés es quizá el empleado que menos vacaciones toma en el año. Menos de 8,6 días por año (México, el doble). Y por supuesto, con menos ausentismo laboral.

Japón está instalado en la posición 9 del ranking de países con más alto índice de competitividad global.

Estados Unidos tiene 10 días en el calendario de festejo nacional.

La SEP tiene 200 días de 365 que son los que competen a la educación. Réstele los ?logros sindicales? y las extensiones de los puentes. ¿Cae en martes? Semana mala? ¡hay que echarla fuera!

Forbes, la firma económica de un magazine norteamericano, nos ?dora la píldora? colocando a nuestro país como el número uno en competitividad, derivado de los bajos costos de operación (sueldos, impuestos, predial; que juntos impactan hasta en un 14% del producto final).

Sin embargo, los resultados en inversiones instaladas dicen otra cosa.

La mano de obra nipona, efectivamente es mejor pagada por el grado de preparación y especialización.

Pero seamos honestos; ya ni sabemos con certeza quién fue Leona Vicario? o si se enrolló en alguna bandera y con qué motivo. El caso es que caiga en quincena.

Independiente de eso, es menester aclarar que los japoneses no conocen ?y desdeñarían- un ?Guadalupe-Reyes?.

COLOFÓN: Así como dice Freud? yo también estoy de acuerdo en todo lo que dicen él? y mi mujer.

 

[email protected]

@deandaalejandro

0
comentarios
Ver comentarios