Coronavirus. Presidente AMLO, jefa Sheinbaum, subse López-Gatell: ¡‘Etiqueten’ el Vive Latino!

Sheinbaum y AMLO mañanera
Claudia Sheinbaum y el presidente López ObradorCortesía

No esperar para actuar. Presidente AMLO, jefa Sheinbaum, subse López-Gatell, hagan algo para que el Vive Latino no sea (a la corta) algo trágico.

Lo razonable sería cancelarlo, no hay duda

En efecto, lo prudente sería cancelar el Vive Latino que hoy se celebra en la Ciudad de México.

El año pasado, según leí en la prensa, asistieron a ese festival de música unas 90 mil personas. Son pocas frente a las 140 mil que el diario Reforma estima estarán ahí este sábado. Solo por comparar, mencionaré que en la reciente marcha contra el feminicidio participaron 80 mil mujeres. La diferencia no solo es un número, elevado por cierto: ubicado entre el 10 mil y el 50 mil, más que suficiente para llenar muchos estadios del mundo. Lo verdaderamente destacable es que las 80 mil manifestantes expresaron su inconformidad en un espacio mucho más grande y durante menos tiempo que quienes hoy se reunirán para escuchar a guitarristas, cantantes, bateristas, etcétera.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, ¿aconsejaría a la gente joven que ama de verdad acudir al Vive Latino? Pienso que no, por una sola razón: algunos infectados por el coronavirus, que probablemente no sepan que están contagiados, podrían asistir al festival. Este experto en epidemiología argumentará que esa es una probabilidad reducida, y lo es sin duda: la enfermedad del Covid-19 no ha penetrado todavía en todos los sectores de la población mexicana. Pero, ¡carajo!, es una probabilidad que existe.

El presidente Andrés Manuel López Obrador, con la información que tiene, ¿quedaría tranquilo si sus hijos acudieran al Vive Latino? Creo que no, por el coronavirus desde luego.

Me atrevo a decir que la jefa de gobierno capitalina, Claudia Sheinbaum, tampoco sugeriría a ninguna persona que le importe mezclarse este sábado con 90 mil —tal vez 140 mil— hombres y mujeres entre quienes puede haber ¿uno?, ¿dos?, ¿tres? contagiados.

Se ha dicho que habrá mucho gel antibacterial en el Vive Latino. Realmente es una vacilada afirmar que eso eliminará la posibilidad de contagios.

El doctor López-Gatell sabe de matemáticas epidemiológicas. ¿A cuántas personas contagiaría un solo infectado que conviviera durante horas con 90 mil —tal vez 140 mil— seres humanos? La respuesta del especialista que tanto apoya al presidente AMLO solo podría ser la siguiente: “Contagiaría a demasiados mexicanos, a demasiadas mexicanas”. Y es que dos o tres casos serían demasiados en el contexto de un crecimiento de la enfermedad que empieza a acelerarse.

“Etiquetar” al menos 

Todavía hay tiempo de suspender el festival Vive Latino. Bastaría con que la señora Sheinbaum o el propio Andrés Manuel lo ordenaran argumentando riesgos para la salud. Resultaría de lo más sencillo enviar policías a bloquear los accesos a la sede del evento y pedir a todos los que tengan boletos que vuelvan a sus casas. Ya después sería bronca de los organizadores reprogramar el espectáculo. ¿Que la compañía OCESA perdería dinero? Mala suerte, ya se recuperaría cuando la crisis pasara..., que pasará.

Ahora bien, si no se va a atrever nadie a hacer lo correcto, que es cancelar el Vive Latino, entonces lo que se puede hacer es “etiquetar”. Sí, como con la comida chatarra o los cigarros:

Vive Latino: “Este show es nocivo para la salud de toda la sociedad mexicana”.

Valdría la pena llenar los accesos al festival de mantas —la izquierda mexicana, hoy en el poder, es experta en fabricarlas—, con las que se suplique a la gente que busque asistir al Vive Latino que vuelva a casa. Para evitar contagios que más tarde contagien a otras personas.

Profeco en las mantas

El muy carismático Ricardo Sheffield, el procurador del consumidor que se ha convertido en un personaje fundamental de las mañaneras, podría —inclusive, debería— firmar las mantas:

Vuelve a casa y guarda tu boleto de entrada, la Profeco te asesorará para que OCESA te devuelva el dinero. Llama al Teléfono del Consumidor: 5568-8722 para la Ciudad de México y área metropolitana. 01 800 468 8722 para el resto de la República. Profeco te defiende.
Ricardo Sheffield, procurador del consumidor

¿Que no habría base legal para que OCESA devolviera las entradas? Cómo chingaos que no: estamos ante una emergencia mundial. Un abogado competente como Sheffield encontrará la manera de que la empresa compense a la gente que desea protegerse y proteger al resto de la sociedad negándose a asistir a un evento que el sentido común aconseja no se celebre.

¿Que no hay razones para cancelar el Vive Latino? ¡Sobran! Lo dicen los y las mejores especialistas del mundo

Cito lo que expresó el presidente López Obrador en la mañanera del pasado viernes:

Todos tenemos que ajustarnos a la opinión de los médicos, de los científicos, esa es la recomendación que estamos haciendo a toda la población…
Andrés Manuel López Obrador, presidente de México

He decidido investigar un poco para no caer en grilla barata. Enseguida voy a citar a personas que han estudiado y peleado contra la crisis del coronavirus en otros países. El subsecretario López-Gatell, científico entrenado para dialogar con objetividad, aceptará la autoridad de tales personas.

Santiago Moreno

Este experto, jefe de servicio de enfermedades infecciosas en el hospital Ramón y Cajal de Madrid, uno de los grandes institutos con los que el Sistema Nacional de Salud español está haciendo frente a la epidemia del coronavirus, dijo este sábado en El País:

Salir de la crisis “dependerá de las medidas que se tomen. Sería un error pensar que como tienen pocos casos no las necesitan (las medidas extremas en algunos países). Si actúan así, es muy probable que acaben con muchos infectados. Pero si aprovechan la suerte de que no les ha llegado el virus con tanta intensidad e instauran las mismas precauciones (que en China, España e Italia), pasarán la epidemia más suave”.
¿En qué medidas piensa?, le pregunta El País:
“Todas las que reduzcan el contacto: aglomeraciones, espectáculos, bares, restaurantes…”.
¿Se ha pecado de un exceso de confianza?
“Sí, yo creo que nadie pensaba, y yo me incluyo entre ellos, que esto podía adquirir en un país como el nuestro las dimensiones que ha tomado”.
Santiago Moreno, del Ramón y Cajal

Maria Rosaria Capobianchi

Esta especialista, directora de virología del instituto Lazzaro Spallanzani de enfermedades infecciosas, coordinó el equipo de mujeres científicas italianas que aisló el coronavirus. Las otras dos estudiosas son Francesca Colavita y Concetta Castilletti. La opinión que Capobianchi dio al Corriere della Sera es contundente:

Las medidas estrictas están funcionando
Maria Rosaria Capobianchi

Javier Sampedro

El doctor en genética y biología molecular que publica artículos de divulgación de la ciencia en El País, dijo en ese periódico:

Una buena regla que han aprendido los epidemiólogos en esta crisis es 80/15/5... El 80% de los españoles, y de los europeos, se infectarán sin casi enterarse. Para ellos, la enfermedad será tan leve que ni le prestarán atención más allá de un ocasional paracetamol. El 15% puede sufrir neumonía y necesitará tratamiento. Y el otro 5% tendrá que ingresar en la Unidad de Cuidados Intensivos... 80/15/5 es la clave para entender las medidas que está tomando el gobierno. Esas medidas son correctas, pero no siempre fáciles de entender por la población. Ni por los mercados.
Hay una geometría de la pandemia…
Tu aislamiento no es para ti, sino para los demás. Pórtate bien.
Javier Sampedro, doctor en genética

Francisco Moreno

Este experto mexicano del centro Médico ABC, tan competente como Hugo López-Gatell y el coordinador de los institutos nacionales de salud, Gustavo Reyes Terán, se ha cansado de decir lo siguiente en los medios de comunicación. Aquí lo que expresó en entrevista con Sergio Sarmiento, de El Heraldo Radio:

En países como México se está tomando a la ligera el brote epidemiológicoFrancisco Moreno, infectólogo del Centro Médico ABC

Matteo Renzi

En Der Spiegel, el ex primer ministro italiano aconsejó a los alemanes no cometer los mismos errores que Italia.

Al principio, los políticos italianos discutían vigorosamente sobre el coronavirus. Cuando había relativamente pocas personas infectadas, los gobernadores y alcaldes en el norte pidieron no exagerar las medidas de protección. El líder de la oposición, Matteo Salvini (‘Mantener todo abierto, todo, todo, todo’) no se tomó en serio la crisis.
Eso ha cambiado con el rápido aumento del número de pacientes de Covid-19. 
Tenemos que evitar que todos se enfermen al mismo tiempo. Para que el sistema clínico no se derrumbe.
Tengan cuidado: existe un riesgo realista de que países como Alemania y Francia (yo agregaría a México) tengan que tomar las mismas medidas en las próximas horas y días.
El coronavirus no conoce límites, el virus está en todas partes.
Matteo Renzi, ex primer ministro italiano

Conclusión

Mientras más pronto empecemos a tomar las medidas que tal vez demasiado tarde se decretaron en España e Italia, más leve será para los mexicanos la crisis del coronavirus. No encuentro lógica en esperar para empezar a actuar. Así que, por favor: presidente AMLO, jefa Sheinbaum, subse López-Gatell, hagan algo de última hora para que la insensatez del Vive Latino no resulte excesivamente costosa en términos infecciosos. Es lógico pensar que ese show podría ser, en el corto plazo, una verdadera tragedia.

0
comentarios
Ver comentarios