Columnas

Entre Veredas. Las manos en la masa

Hugo Enrique Moreno GuzmánInstagram

Nos referimos al peculado que se realizó en el gobierno de Hugo Enrique Moreno Guzmán, en Escuinapa

“Una gran democracia debe progresar o pronto dejará de ser o grande o democracia”Theodore Roosevelt

Eliminado

Las cuentas públicas son un aliciente importante para saber cómo fue o es un presidente municipal, y es el caso de Escuinapa, donde se tienen múltiples irregularidades que pueden provocar acciones legales.

Nos referimos al peculado que se realizó en el gobierno de Hugo Enrique Moreno Guzmán, que demostró con creces que lo menos que tiene es interés de servir a los escuinapenses con las obras fantasmas que realizó y que aparecen pagadas con número de cheque y folio.

Cómo antecedente señalamos que en la cuenta pública de 2018 fue rechazada por los diputados de la Comisión de Fiscalización por el daño a la hacienda municipal que se realizó durante el corto gobierno de este personaje político.

Extraña el comportamiento del exalcalde que sigue realizando gestiones públicas con miras al proceso electoral de 2021, pareciera que el pueblo escuinapense no tiene memoria de las acciones que se realizaron y de los cuestionamientos que fue parte en el año seis meses que estuvo al frente del gobierno.

En una investigación realizada en el informe de la Auditoría Superior del Estado, el entonces alcalde Moreno Guzmán ejerció un presupuesto en cinco obras fantasmas por el orden de más de 3.3 millones de pesos, que nadie sabe donde quedaron.

El primero de ellos está en la página 134 del Informe de la ASE sobre la cuenta pública de Escuinapa, es una obra de recursos federales que se registró como una ampliación del sistema de agua potable en la comunidad de Ojo de Agua, en Palmillas, localizada al sur de la cabecera municipal.

El informe de la ASE detalla: Al efectuar la revisión de la obra número 14.- Aportación Secretaría de Administración y Finanzas del Gobierno del Estado, Ampliación de Sistema de agua potable Ojo de Agua Palmillas, Municipio de Escuinapa, Estado de Sinaloa, que forma parte de la muestra de auditoría, correspondiente al Convenio de Coordinación para la Ejecución de Obras de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento 2017, celebrados por una parte El Gobierno del Estado de Sinaloa a través de la Secretaria de Desarrollo Social y por la otra el H. Ayuntamiento del Municipio de Escuinapa, Estado de Sinaloa, se observa que no se proporcionó el expediente unitario de la obra en cita, por lo anterior el importe de $696,398.73 no está soportado con evidencia justificativa y comprobatoria del gasto.

La póliza de ese pago salió de acuerdo con la información del gobierno de Moreno Guzmán fue la DD0000218, con fecha del 6 de septiembre de 2017, con el monto en mención de la cuenta municipal de BBVA Bancomer, SA. La cuestión es que se pagó sin ser ejecutada.

Esta es la observación de la ASE localizada en la página 135 del informe: La Auditoría Superior del Estado de Sinaloa, emite el pliego de observaciones por un monto de $696,398.73 (seiscientos noventa y seis mil trescientos noventa y ocho pesos 73/100 M.N.), atendiendo a que del resultado de la revisión se presume un daño o perjuicio, o ambos, a la Hacienda Pública Federal, por haber realizado pagos con recursos del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal (FISMDF), sin contar con el expediente de obra que incluya la evidencia justificativa y comprobatoria del gasto efectuado.

Respecto a este caso, lo que la ASE propone: AECF-MUN-E0012019-ESP-PR-101-57 Promoción de Responsabilidad Administrativa. La Auditoría Superior del Estado de Sinaloa emite la Promoción de Responsabilidad Administrativa, para que la autoridad competente realice las investigaciones que correspondan en términos de lo dispuesto por la Ley General de Responsabilidades Administrativas y la Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de Sinaloa, por las acciones u omisiones de los servidores públicos que en su gestión incumplieron con las disposiciones legales aplicables, por no llevar un adecuado control y supervisión de la documentación y ejecución de los trabajos, sin contar con la evidencia justificativa y comprobatoria del gasto efectuado de la obra en cita, originando incumplimiento en lo pactado en el Convenio de Coordinación para la ejecución de obras de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento 2017.

La cuestión es que no es sólo este caso. Hay otras cuatro obras que no fueron realizadas, pero fueron pagadas por la tesorera de ese gobierno, Rosalba Isela Barrón Crespo, y el director de Obras Públicas, y salvo error de apreciación, cómplice, Jesús Ramón Contreras Sandoval.

El informe de la ASE, en su página 155, señala el mismo caso de la obra fantasma una construcción de un pozo profundo en la sindicatura de la Concha, que también se realizó un pago de 774, 450 pesos.

En este punto, la ASE determina: Cabe mencionar que se realizó al Municipio de Escuinapa, Sinaloa, la auditoría número 027/2018 correspondiente a la cuenta pública del ejercicio fiscal del 01 de enero al 31 de diciembre de 2017, en la cual se fiscalizó la obra “Convenio de coordinación para obra de ampliación del sistema de agua potable y construcción de pozo profundo en Sindicatura de la Concha, Municipio de Escuinapa, Estado de Sinaloa”, en la que se determinó el resultado número 84 observándose que no se proporcionó el expediente unitario de la obra en cita, por lo que el importe de $921,200.10 no está soportado con evidencia justificativa y comprobatoria del gasto, emitiéndose un pliego de observaciones por un importe de $774,450.42 y una Promoción de Responsabilidad Administrativa, asimismo se le informó al Municipio que se le dará seguimiento en la próxima auditoría a realizarse en virtud de que no se pagaron la estimación número 2 y estimación 1 extraordinaria en el período auditado; ahora bien en atención a la Denuncia E001/2019 se constató que no se proporcionó el expediente unitario de la obra en cita, según consta en acta administrativa número 005 de fecha 11 de febrero de 2019 quedando un importe observado de $921,200.10 debido a que no se encuentra soportado con evidencia justificativa y comprobatoria del gasto.

Una estafa maestra, pero en el municipio de Escuinapa entre los tres mencionados anteriormente.

El siguiente punto, que también es observable y con responsabilidad administrativa, está registrado en la página 159 de este informe, ahí aparece otra obra, por 680,379 pesos, pagada pero no ejecutada de una rehabilitación del pozo de La Atarjea.

La ASE informó: Cabe mencionar que se realizó al Municipio de Escuinapa, Sinaloa, la auditoría número 027/2018 correspondiente a la cuenta pública del ejercicio fiscal del 01 de enero al 31 de diciembre de 2017, en la cual se fiscalizó la obra “Rehabilitación de pozo profundo en San Miguel de la Atarjea en el Municipio de Escuinapa, Estado de Sinaloa”, en la que se determinó el resultado número 100 observándose que no se está beneficiando a la población y que la obra no se encuentra concluida, ni operando, y detectándose volúmenes de conceptos de obra pagados no ejecutados por un importe de $634,254.20 emitiéndose una Promoción de Responsabilidad Administrativa, asimismo se le informó al Municipio que se le dará seguimiento en la próxima auditoría a realizarse en virtud de que no se pagó el importe observado en el período auditado; ahora bien en atención a la Denuncia E001/2019 se procedió a la revisión física y documental de esta obra, donde se constató que a la fecha de la inspección física se ejecutaron volúmenes de conceptos de obra pagados no ejecutados por un importe de $128,011.10, según consta en Acta Administrativa número 013A de fecha 30 de enero de 2019, quedando un importe observado por $506,243.10 por volúmenes de conceptos de obra pagados no ejecutados, así como también que la obra no beneficia a la población en pobreza extrema ya que no se encuentra concluida y en operación. Por lo anterior el resultado número 122 queda con observación por un importe de $680,379.92.

El penúltimo de los casos que mandará al banquillo a Hugo Enrique Moreno, está registrado en la página 172 de informe, que señala la omisión de información que involucraba el uso de recursos del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal por el orden de los 624,169 pesos.

Al efectuar la revisión del contenido documental del expediente unitario de la obra número 31, Construcción de la Plazuela en la Hacienda de la Campana (El Pochote), Municipio de Escuinapa, Estado de Sinaloa, que forma parte de la muestra de auditoría, se observa que el expediente unitario no se integró de forma completa, ya que se omite incluir importante documentación.

Por lo que la ASE determinó responsabilidad administrativa: La Auditoría Superior del Estado de Sinaloa emite la Promoción de Responsabilidad Administrativa, para que la autoridad competente realice las investigaciones que correspondan en términos de lo dispuesto por la Ley General de Responsabilidades Administrativas y la Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de Sinaloa, por las acciones u omisiones de los servidores públicos que en su gestión incumplieron con las disposiciones legales aplicables, para lo cual se remitirá el expediente que contenga los documentos que soporten la observación de referencia.

La última obra que pagó el exalcalde Hugo Enrique es la construcción de un aula para el COBAES 42 en el municipio de Escuinapa, en esta la ASE determinó la observación: Al verificar el proceso de autorización, programación, planeación, contratación, ejecución y entrega-recepción de la obra número 36, Construcción de aula tipo en escuela preparatoria COBAES 42, Municipio de Escuinapa, Estado de Sinaloa, que forma parte de la muestra de auditoría, se observa lo siguiente:

Se observa que no se dio cumplimiento al programa de ejecución establecido en el contrato de obra, donde se establece que la fecha de terminación de los trabajos debió ser el día 19 de octubre de 2018 y a la fecha de la visita no se encuentra concluida presentando un avance del 78.34% según consta en acta administrativa número 014B de fecha 29 de enero de 2019.

Es decir, que en este caso se dijo que la obra quedaría con un fuerte avance, pero esta jamás llegó un solo clavo de los recursos que se aplicaron de 576,524 pesos.

Si bien algo que se puede observar es que estas obras fueron pensadas para su ejecución, la mayor parte son en comunidades alejadas de la cabecera municipal por lo que se pensó que la ASE no verificaría estas obras una vez concluido su periodo de alcalde.

El tema es que a Hugo Enrique se le está haciendo bolas el engrudo y el PRI, que en la pasada elección fue tachado de corrupción, le puede ir como en feria si está pensando si quiera que alguien de la familia del exalcalde vaya en la boleta.

Sí, no se puede descartar que ahora en redes sociales esté creciendo y la posibilidad de aparecer en las encuestas sean mayúsculas con sus acciones, el más grande problema es que Moreno Guzmán ya fue alcalde y se despachó con la cuchara grande, esto es de la cuenta pública de 2018, lo bueno que fue menos de dos años….

El PRI debe de medir bien el tener siquiera en estos momentos a Moreno Guzmán, es un polvorín bastante complicado que se está encargando de que el partido le pertenezca, tanto que colocó a su hija en un puesto dentro del partido y que también lo usa como plataforma para su proyecto personal.

Los temas aquí tratados no tienen solución, ya la ASE determinó las responsabilidades administrativas por el peculado que realizó Moreno Guzmán, y esto es la punta del iceberg, hay que recordar que es una muestra que realiza la Auditoría para emitir un dictamen.

Esto nos recuerda que le hizo honor a su apodo, El Yiyo, y en el periodo que nos tocó vivir el personaje que aparecía en la televisión mexicana, una “ratota”.

Hay que recordarle al todavía alcalde de Escuinapa, Emmett Soto, que a Moreno Guzmán lo tiene en bandeja de plata, sólo es cuestión que ponga “las pilas”, solo así, quizás, saque del hoyo el pésimo gobierno que tiene en el municipio.

Sería para reivindicarse, pero como nos comentan que le circula “lento la sangre”, quizás se le vaya este personaje. En suma, por cualquier lado, si alguien fuera coherente, como no lo es Hugo Enrique, en lugar de andar por la calle, mejor debería poner las “barbas a remojar”. Salió vivo el chiquillo…

[email protected]

Facebook, Instagram y Twitter: PeriodistaMarco