3 de diciembre de 2021 | 11:15
Sorprendente

Encuentra invitación de ‘El Juego del Calamar’; era publicidad de préstamos

La tarjeta no era más que publicidad de los préstamos que ofrece Banco Azteca.
Encuentra supuesta invitación de 'El Juego del Calamar'
Compartir en

Con una original imitación de la serie ‘El juego del calamar, la publicidad y mercadotecnia mexicana le dieron cátedra al mundo entero.

Una imagen viral muestra una tarjeta en el suelo con los ya distinguidos símbolos de la serie: un círculo, un triángulo y un cuadrado.

Sin embargo, al momento de voltear el papel, la invitación no resulta ser tan tentadora como la original de ‘El juego del calamar’.

Vía Twitter, el usuario @guillermo_ ga compartió la prueba de su curioso descubrimiento.

En medio de la calle encontró una tarjeta amarilla que, de acuerdo con lo visto en la popular serie ‘El juego del calamar’, sería una prometedora invitación al juego.

Realmente todo fue un ingenio más de la mercadotecnia mexicana, pues el papel resultó ser publicidad de los préstamos de dinero que ofrece Banco Azteca.

Según se lee en los detalles de la publicación, la tarjeta con ‘final inesperado’ fue encontrada por calles de la alcaldía Miguel Hidalgo, CDMX.

“Un mercadólogo en cada hijo te dio”, se escribió haciendo referencia a la indiscutible creatividad del mexicano.

¿De qué trata ‘El juego del calamar’?

‘El juego del calamar’ (Squid Game), serie surcoreana que se estrenó el pasado 17 de septiembre, ya es la nueva sensación de la plataforma de Netflix en distintos países.

La serie trata sobre un drama de supervivencia, que incluye a un grupo heterogéneo de personas con graves problemas económicos.

Para solucionarlos de manera “sencilla”, los invitados entrarán en un misterioso juego de supuesta apariencia infantil.

No obstante, este resulta en dinámicas letales, organizadas por misteriosos anfitriones con máscaras, overoles rojos y armas.

Los participantes deciden continuar con ‘El juego del calamar’ debido al jugoso premio final prometido, pues recibirían casi 775 millones de pesos.

En contraste, los perdedores del juego se llevan un balazo en la cabeza.