27 de enero de 2022 | 09:46

Diez razones para rechazar a Morena

A una semana de las elecciones más grandes de la historia de México.
MORENA y AMLO
Compartir en

El próximo 6 de junio se celebrarán en México las elecciones más grandes en la historia del país en términos del número de cargos públicos en disputa.

En este contexto, existen, a mi juicio, al menos diez razones por las cuales Morena debe ser rechazado en las urnas; y aun más acuciante, en las elecciones federales a la Cámara de Diputados. Enseguida las enuncio.

1.- Morena es un partido político que adolece de la ausencia de una plataforma ideológica, sino que se trata de una agrupación creada para conducir a la presidencia a un individuo carismático: AMLO.

2.- El partido oficial gira en torno al culto de la personalidad de un caudillo, lo que se ha traducido históricamente en retrocesos democráticos alrededor del mundo.

3.- AMLO, líder moral y espiritual del partido, y a la vez cabeza de facto de Morena, desdeña la evidencia, mientras sus acciones derivan de un pensamiento desfasado que no responde a las necesidades del país.

4.- AMLO y Morena han sido responsables del debilitamiento de los organismos constitucionales autónomos, pilares del Estado mexicana en la contención del poder del Ejecutivo federal.

5.- Morena ha promovido recortes presupuestales en áreas estratégicas del Estado mexicano.

6.- AMLO y su partido replican las acciones autoritarias del PRI; de aquel PRI previo a la pérdida de la mayoría de la Cámara de Diputados en 1997 y a la transición democrática del año 2000.

7.- Morena y el presidente son intolerantes ante la crítica y ante la libertad de prensa, mientras AMLO dedica espacios mañaneros a la descalificación de las voces opositoras; trátese de columnistas, intelectuales, medios de comunicación o revistas extranjeras.

8.- Morena busca incansablemente la concentración del poder presidencial en la persona de AMLO.

9.- El gobierno federal ha cometido serios errores en el manejo de la pandemia; quizá derivado de la ausencia de información disponible. Sin embargo, sí que deben pagar un costo político, tal y como ha ocurrido en la mayor parte de los gobiernos del mundo.

10.- Será sano para la democracia mexicana contar con un Congreso plural, donde las voces de los millones de mexicanos que no respaldan el discurso lopezobradorista sean escuchadas.