CDMX

Nueva araña violinista del Valle de México: Lo que debes saber al respecto

La araña violinista puede vivir entre dos y cinco añosEspecial

Los expertos recomiendan no tomarla con la mano o aplastarla si se presenta una picadura para poder atender correctamente a la persona

Investigadores del Laboratorio de Aracnología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) recientemente descubrieron una nueva especie de araña violinista, nativa del Valle de México a la que han llamado Loxosceles Tenochtitlan.

En un principio los investigadores de la UNAM creyeron que se trataba de la misma especie de araña violinista ya conocida. Sin embargo, los expertos descubrieron que la Loxosceles Tenochtitlan tiene características totalmente diferentes.

#Ciencia
Una nueva especie de araña violinista fue descubierta por alumnos de la Universidad Nacional Autónoma de México. Se trata de la primera considerada originaria de la región del Valle de México, la cual fue llamada por los científicos Loxosceles tenochtitlan. pic.twitter.com/sOBjF0BVuO

— TCS Noticias (@tcsnoticias) 3 de diciembre de 2019

Alejandro Valdez Mondragón del Instituto de Biología de la UNAM reveló que la nueva especie de araña violinista puede llegar a medir hasta cuatro centímetros con las patas extendidas. Además, la Loxosceles Tenochtitlan puede vivir entre dos y cinco años.

Además del Valle de México, los expertos aseguran que se han encontrado arañas de este tipo en zonas del Estado de México y Tlaxcala. Sus dimensiones no son tan grandes comparadas con las de otras especies, pero Valdez Mondragón recomienda tomar ciertas precauciones.

"La Loxosceles Tenochtitlan puede vivir entre dos y cinco años"

Los efectos de la picadura

Las investigaciones de la nueva araña violinista continúan, y aún se desconoce el nivel de toxicidad de su veneno. Sin embargo, se considera una especie de importancia médica, ya que los casos registrados han terminado con el daño de órganos como hígado y riñón, o amputación.

Isabel Navarro, bióloga de la UNAM, recomienda que en caso de presentarse una picadura no se debe tomar con la mano ni aplastarla. Esto con el fin de poder identificar si se trata de una Loxosceles Tenochtitlan y tratar de la manera correcta a la persona afectada.