4 de diciembre de 2021 | 23:45
Estilo de vida

Covisope: El antojito ideal para degustar en la pandemia

¿Recuerdas las conchavirus y las roscas con muñecos de Covid-19? Ahora llegó el ‘covisope’, el antojito mexicano de la pandemia.
Covisope
Compartir en

Durante el último año, las redes sociales se han inundado de nuevas -e ingeniosas- creaciones de la gastronomía mexicana en medio de la pandemia.

Ya sea con motivo de personajes de moda, festividades e incluso aprovechando la popularidad del coronavirus, diversos platillos se han actualizado para ser tendencia.

El ‘covisope’, un tradicional sope con forma de un coronavirus, es claro ejemplo de un antojito mexicano que se transformó para estar a la vanguardia.

Mexicanos modifican tradicional antojito para crear el ‘covisope’

En redes sociales se ha viralizado la fotografía de un comensal presumiendo un antojito original que encontró por las calles: el covisope.

El antojito mexicano alterado por cocineros mexicanos para volverse popular, lleva algo novedoso a sus clientes.

Tal como se ve en la imagen, el ‘covisope’ conserva los ingredientes principales de la comida original.

Es decir, a la masa se le puede agregar:

  • Alguna carne; como chorizo, pollo o bistec
  • Frijoles
  • Salsa roja o verde
  • Crema
  • Queso
  • Cebolla picada

Aún no se sabe de qué parte de México nació el ‘covisope’, pues la fotografía del tradicional platillo se ha publicado -sin mencionar autor- un sinfín de veces en Reddit, Twitter y Facebook.

Sin embargo, usuarios en redes están seguros de que “solo a un buen mexicano” se le pudo ocurrir crear el ‘covisope’.

“Imagina vivir en Suiza y perderte de desayunar un covisope”; “México no es potencia mundial porque no quiere”.

“Ese es ingenio de mi mera gente”; “Hasta aquí me llega el olor a coronavirus con sazón”; “Gastronomía mexicana en su máximo esplendor”, se lee en comentarios.

¿Cuál es el origen de los sopes?

De acuerdo con la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER), los sopes tienen su origen en las culturas prehispánicas.

Especialmente en aquellas culturas que se asentaron en el centro y sur de México.

“Con el paso del tiempo, este platillo se extendió a lo largo del país y obtuvo su reconocimiento como una de las garnachas favoritas de los mexicanos”, señala SADER.

Con el paso de los años, los sopes se han convertido en unos de los antojitos mexicanos con más variaciones en ingredientes y, ahora, ¡hasta en su forma!, como el covisope.