Estados

Sacerdote que violó a niña de 8 años en Ciudad Juárez es declarado culpable

SacerdotesArchivo Cuartoscuro

La familia de la niña realizó la denuncia ante el Ministerio Público de la Fiscalía en 2019 en contra del sacerdote.

México.- Una terna de jueces declaró culpable al sacerdote Aristeo “B”, por los delitos de abuso sexual y violación agravados durante 3 años hacia una niña de 8 años en Ciudad Juárez, Chihuahua.

La familia de la niña presentó la denuncia ante el Ministerio Público de la Fiscalía en 2019 y tras 16 sesiones de juicio oral, se emitió la condena hacia el sacerdote.

En la sentencia del sacerdote se especifica que el número de años en prisión se definirá en los próximos días, así como si podría continuar en prisión domiciliaria debido a su edad de 78 años de edad.

El dictamen por parte de los jueces se tomó en una hora luego de que la defensa y la parte acusadora presentaron los alegatos finales.

Por su parte, el Ministerio Público de la Fiscalía General del Estado de Chihuahua, zona norte, solicitó 83 años de cárcel contra el sacerdote tras la demanda penal por violación y abuso sexual en el 2019.

En este sentido, como parte de la reparación del daño, la familia solicitó cerca de 43 mil pesos para que la niña acuda a terapias psicológicas para superar el trauma.

Violación por parte del sacerdote hacia la niña

Los delitos cometidos en su contra se dieron cuando la niña fungía como monaguilla, quien inicialmente comentó la situación a su padre y hermana, por lo que la familia decidió mudarse de casa por temor a que el sacerdote los visitara de nuevo.

“Me aleje de mis amigos, de mis sobrinos y de las personas que yo quiero mucho y me puse muy mal… pero si lo he ido superando”, expresó la niña, quien agregó que “lo metan a la cárcel no es suficiente para mí, quiero que esté muerto y ya”.

Al darse a conocer la noticia, miembros de colectivos feministas y de la Red por la Infancia realizaron una manifestación pacífica para exigir un juicio justo y con perspectiva de género y de infancia contra el sacerdote.

Los familiares de la niña fueron apoyadas por la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV) y la asociación civil Sin Violencia (Sinviac).