7 de diciembre de 2021 | 04:03
Famosos

Hijo de Yahir, Tristán, revela que teme por su vida; debería mucho dinero por drogas

Hijo de Yahir, Tristán, habría revelado que teme por su vida, ya que debería mucho dinero por su adicción a las drogas
Tristán Othón, hijo de Yahir, se luce bailando
Compartir en

El hijo de Yahir, Tristán Othón, reveló que teme por su vida, ya que debería mucho dinero por drogas, según se puede escuchar en unos audios.

El material fue dado a conocer por el programa ‘Chisme No Like’, donde se afirmó que el hijo de Yahir estaría pidiendo dinero para saldar las deudas derivadas de su adicción.

Esto confirmaría que, como dijo Yahir en una entrevista, su hijo Tristán Othón se encuentra sumido en una de sus peores recaídas en las drogas.

Hijo de Yahir, Tristán, revela en audios: “Yo debo mucho dinero”

En los audios presentados por Chisme No Like’, se escucharía a un preocupado Tristán Othón, reconociendo que debe mucho dinero, pero no tiene para pagarlo.

“No, no, no tengo varo, o sea, lo de ayer pues, yo debo mucho dinero, debo mucho dinero, debo dinero y pues ando moviéndome en eso”

Tristán Othón, hijo de Yahir

El supuesto Tristán menciona que ante la falta de dinero, buscaría hacer un arreglo con sus acreedores para que le den más días y así le llegue por fin algo de dinero.

Hijo de Yahir, Tristán, habría vendido una nota a una revista para pagar sus deudas

Este, lo recibiría Tristán como pago por “una nota” que habría vendido a una revista que sale los martes, pero que no la habría publicado en su reciente número:

“Ahorita voy a ver a un vato para que..., voy a tratar de hacer un arreglo para que me de más tiempo porque me iban a pagar lo de la nota, pero no salió, hasta el otro martes va a salir”

Tristán Othón, hijo de Yahir

Ante esta situación, el hijo de Yahir habría señalado que a pesar de estar “bien”, se siente “apagado” por la preocupación que la generan sus deudas, ya que su vida estaría en peligro:

“Últimamente me he sentido apagado, me he sentido fuera de mí mismo y lo único que me queda es no dejar de atorarle, guey, porque si no me matan, a la bestia por deudas y no me late”

Tristán Othón, hijo de Yahir