Salvemos a Veracruz

 Todos los veracruzanos dentro y fuera del Estado de Veracruz en alguna medida somos responsables de la situación actual a la que ha llegado nuestro Estado; apatía e

En lo personal no me da gusto el recibimiento que está teniendo en este momento el señor Fidel Herrera Beltrán en el consulado de carrera en Barcelona, el corte de dicho consulado hace que no sea necesaria la ratificación por parte del Congreso Mexicano, el diario más importante del mundo en habla hispana El País y  El Periódico de Cataluña han sido duros y hasta crueles, y en mucho tienen la razón. No me da gusto porque también Fidel es un veracruzano y hoy su desprestigio arrastra a todo lo que signifique Veracruz, nos hace ver como un pueblo de salvajes como incapaces de organizarnos y darnos un buen gobierno, acaso tenemos el gobierno que merecemos. Sin embargo Fidel es eso y más. Pero, ¿desde cuándo comenzó la descomposición del actual gobierno y administración estatal para Veracruz?

Desde Dante Delgado Ranauro, gobernador sustituto de Fernando Gutiérrez Barrios; o desde Patricio Chirinos Calero, si consideramos una relativa época de estabilidad y buena administración la de Miguel Alemán.

Con Fidel Herrera la deuda al término de su período ascendió a 25 mil MDP. Mientras que su antecesor Miguel Alemán la había dejado en 3,505 mil MDP. Para con Javier Duarte de Ochoa la deuda actual asciende a más de 40 mil MDP.

Anteriormente hemos citado la exorbitante deuda; el nivel más bajo de crecimiento económico del estado en comparación con el resto de entidades; el incremento de la desaparición de periodistas y asesinato de éstos. Hoy en Veracruz nadie quiere opinar, colaborar, criticar o manifestar disgusto con la actual administración, en general hay un clima de tensa calma por temor a las represalias, ejemplos de casos recientes sobran; uno la periodista María José Gamboa, otro el fotoperiodista Rubén Espinosa y uno de los más recientes casos es el declarado acecho al presidente municipal de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez; si se es capaz de hacer lo que todos hemos visto, que protección y seguridad puede tener un ciudadano común y corriente es decir regular, ordinario, sea estudiante, ama de casa, empleado, burócrata o subempleado. El temor de los veracruzanos es bien fundado y lo entiendo, por lo que quiero lanzar la iniciativa desde este modesto espacio para mantener un abierto foro al servicio de todos los veracruzanos radicados en cualquier lugar.

La iniciativa salvemos a Veracruz quiere ser un instrumento abierto e independiente al servicio de los ciudadanos, con o sin partido; que sientan la preocupación por colaborar de alguna forma a retomar un buen gobierno, una buena administración que promueva el crecimiento económico del Estado de Veracruz y acabe con el desempleo, la violencia, la impunidad, en la medida de lo posible.

Los objetivos son muy ambiciosos y está en cada uno de nosotros promover su realización. De entrada la actual situación ?como lo he mencionado- es deplorable, tristísima, pareciera que el Estado de Veracruz está de cabeza, en el plano político hay varios aspirantes en lucha encarnizada, desde disfraces de independientes hasta líderes de partidos muy tenaces, pero muy corruptos. Para el centro de la República la situación de Veracruz es delicada, el exilio de Fidel Herrera manifiesta la preocupación de la Presidencia de la República por retomar las riendas de la sucesión gubernamental, -no sé si podrá- Fidel contestó que no es un exilio su embajada, que él cuenta con todas las herramientas para seguir influyendo en el proceso electoral, ¡vaya amenaza!

Del gobierno de Fidel Herrera al de Javier Duarte de Ochoa sí hay diferencias, hay más endeudamiento, menos inversión, menos crecimiento, más acoso a periodistas, en fin. Todos los veracruzanos sabemos que si lo permitimos vendrá un candidato y luego gobernador peor, la situación sí puede empeorar y en esa vía se puede percibir el actual desbarajuste.

Salvemos a Veracruz lo que desea es abrir el debate y la participación para que demos seguimiento desde el lugar en el que nos encontremos a los eventos de Veracruz y apoyar desde fuera, desde lejos, pero apoyar, solo eso.

Cito un ejemplo que me tocó vivir, hace varios meses di seguimiento al caso de Nuevo León; corrupción del gobernador y su padre, fraccionamientos en Estados Unidos, alta deuda, violencia, etc. la aceptación que fue logrando el candidato ciudadano Jaime Rodríguez Calderón El Bronco me interesó, le di seguimiento, a nivel nacional fui el primero en escribir sobre su posible triunfo, sobre su construcción de una candidatura independiente, luego muchos periodistas no se convencía, incluso Antonio Navalón y otros analistas no le daban crédito y hacían comentarios nada halagadores ni siquiera medianamente optimistas; ni qué decir de las empresas encuestadoras de siempre o de las televisoras, no le dieron nunca crédito; de Nuevo León obtuve colaboradores ciudadanos muy valiosos, avanzamos en la investigación y en esa medida fui escribiendo artículos cada vez más empáticos al Bronco, los resultados fueron contundentes, Jaime Rodríguez ganó con casi 49% de la votación, ni sumando los votos de PRI y PAN lograrían ganarle. Todo fue producto de una construcción de ciudadanía. El Bronco y su equipo me invitó a su toma de posesión, no fui, no fue necesario la vi por Periscope, escribí más sobre él, no aspiro a puesto alguno solo espero que Jaime no se equivoque y decepcione a miles de regios.

Los veracruzanos somos muy buenos organizando carnavales, de los mejores del mundo, por qué no nos aplicamos en la construcción de ciudadanía.

Hoy en Veracruz solo se mencionan quienes han podido tener un padrinazgo, acceso a medios de comunicación o puestos influyentes en la administración pública, ambiciones políticas y personales, las mismas caras de siempre, el Estado se debate entre los menos peores aspirantes y eso por la indiferencia, apatía e indolencia de la ciudadanía. Nada que no hagamos los veracruzanos lo va a venir a hacer algún foráneo.

La iniciativa que propongo intenta ser solo una caja de resonancia para las inquietudes de cualquier veracruzano interesado en su tierra para exponer y debatir lo que deseen, pongo a su servicio este espacio con la frecuencia que sea necesaria.

En semanas anteriores comenté el caso de Gerardo Buganza, quien se destapa como candidato ciudadano al mismo tiempo que era Secretario de Gobierno del Estado; así mismo la propuesta de un periodista Luis Martínez Wolf quien mencionó a Rafael Arias Hernández. Hasta aquí, después, los que todos conocemos no necesitan presentación.

Agradeceré quienes se apropien de la iniciativa y les pido me escriban al correo que aparece al final, me expongan claramente si desean se cite o no su nombre.

En la medida de la difusión y aceptación a participar estaremos construyendo ciudadanía y buscando la mejor opción de gobierno para los veracruzanos. La construcción de ciudadanía puede traer la construcción de una candidatura independiente del mejor nivel pero eso sólo a los veracruzanos corresponde decidir, quienes nos alejamos de las hermosas tierras veracruzanas desde muy lejos solo podemos ayudar, empujar, abrir espacios, ser eco, resonancia, porque queremos un Veracruz próspero, pujante, seguro, en los primeros lugares de los índices más importantes.

Gracias al diario Notiver de Veracruz www.notiver.com.mx que incondicionalemente apoya mis artículos, gracias a Ana Laura Pérez Mendoza, Alfonso Salces Fernández y todo su equipo de valientes periodistas que han sobre vivido a esta situación, mi solidaridad siempre. Gracias a Carlos Jesús Rodríguez Rodríguez de www.gobernantes.com y todo su equipo, de ambas empresas veracruzanas me siento parte y sé que nos une la misma preocupación. Gracias a www.revistadigitalqr.com y www.todoincluidolarevista.com medios de Quintana Roo que nos apoyan y son resonancia nuestra.

Gracias por su lectura y sobre todo gracias por su recomendación en twitter y facebook

@raulcaraveo                                                       [email protected]

*Raúl Caraveo Toledo es licenciado en ciencia política por la UAM, ex catedrático de las Facultades de Psicología y de Ciencias y Técnicas de la Comunicación de la Universidad Veracruzana, cuenta con estudios de maestría en administración y diplomado en derecho electoral; ha sido analista de estudios económicos de PEMEX y Consejero electoral del IFE-INE de Quintana Roo de 2005 a 2015, ex asesor de la XIII legislatura de Quintana Roo, colabora con artículos periodísticos para diversos medios.

0
comentarios
Ver comentarios